La checa Tesla Group estudia instalar una fábrica de baterías en Asturias

La firma, cuyo CEO visitó Oviedo este mes, prevé movilizar 200 millones para entrar en el mercado español de almacenamiento de energía

Baterías de Tesla Group en Holanda.

Baterías de Tesla Group en Holanda.

Yago González

Yago González

La empresa checa de baterías Tesla Group (sin relación alguna con el gigante estadounidense de coches eléctricos liderado por Elon Musk) estudia instalar en Asturias una fábrica de sistemas de almacenamiento de energía, según ha sabido LA NUEVA ESPAÑA de fuentes de la compañía. Según los planes de la firma, la planta entraría en funcionamiento en 2027.

La empresa, que desembarcó este año en el mercado español, está en contacto con Administraciones públicas para buscar un emplazamiento para la factoría, y el Principado es uno de los dos territorios del país que más se ajustan a sus necesidades. De hecho, el consejero delegado de la compañía, Dušan Lichardus, se desplazó a Oviedo a comienzos de este mes de noviembre, invitado por el Real Cuerpo de la Nobleza de Asturias.

Fundada en 1946 en Checoslovaquia como empresa pública, Tesla Group se privatizó en 1989, con la caída del bloque soviético. Actualmente es el líder del sector de almacenamiento de energía en baterías a gran escala en Europa Central, Europa del Este y Benelux. También cuenta con una sede en Emiratos Árabes Unidos.

Las baterías de Tesla Group permiten almacenar la energía de los parques solares en los momentos de máxima generación, así como volcarla a la red de distribución eléctrica cuando la producción baja. Los equipos también pueden cargar coches eléctricos o abastecer residencias, edificios, industrias o comercios. Y suministrar la energía necesaria en caso de cortes de electricidad.

La fábrica de España sería la cuarta del grupo: ya opera una en Eslovaquia, está construyendo otra en Rumanía cuya apertura está prevista para 2024 y planea una tercera fuera de la Unión Europea.

La compañía pretende desarrollar en España 500 megavatios (MW) de proyectos solares híbridos (parques de paneles solares que incluyen baterías) y suministrar hasta un gigavatio (GW) procedente de sus sistemas de almacenamiento, un segmento en el que prevé alcanzar una cuota de mercado del 12% en tres años. Para lograr estos objetivos, Tesla Group quiere movilizar alrededor de 200 millones de euros junto a fondos de inversión especializados en energías verdes.

"España es el tercer mercado de Europa en el sector del almacenamiento y se están desarrollando un gran número de instalaciones solares que necesitan hibridación", aseguró recientemente Lichardus en un comunicado en el que exponía sus líneas de actuación para el mercado español.

Tesla Group está en proceso de absorción de Akiles (antigua Ebioss), firma española dedicada a la inversión en el sector de las infraestructuras. Esa integración sería el paso previo para la salida de la empresa checa al BME Growth, el mercado de las pymes en proceso de expansión.