DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los hosteleros, “frustados” por las terrazas: “Tememos perder el verano”

“Hay muchos empleos en el aire”, advierte el sector ante el retraso al dar licencias para ampliar o poner nuevas instalaciones

Carlos García, detrás de la barra de El Encanto.

Carlos García, detrás de la barra de El Encanto.

Carlos García se decidió hace un par de meses a montar un nuevo local. Hace casi mes y medio que envió su proyecto para contar con una terraza en Marqués de Esteban, donde abrió El Encanto. Pero sigue sin respuesta. “Es algo frustrante. Ni para bien ni para mal te dicen. Temo perder el verano, y si eso sucede, sería un palo muy gordo”, explica.

El retraso a la hora de adjudicar licencias a la hostelería para implantar nuevas terrazas, o efectuar modificaciones, desespera al centenar de negocios que se ven afectados en Gijón. “Hay muchos empleos en el aire”, denuncia Juan Fernández, encargado del establecimiento Las Tortillas de Europa, en la Ruta de los Vinos. “De la licencia depende que pueda contar con cinco de trabajos más”, señala. “Verbalmente me han dicho que está todo bien. Pero desde el 28 de febrero que tramité la ampliación aún no me han enviado el papel”, añade.

La resolución de solicitudes, aún pendientes, provoca que los hosteleros alcen la voz. “El año ha sido muy complicado, cada día que pasa nos hace mucho daño”, explica Carlos García. “Lo que más molesta son las trabas que nos ponen a lo que nos embarcamos a abrir negocios y generar empleo”, dice antes de explicar que tiene a dos personas en lista de espera para empezar a trabajar.

En su caso tiene siete mesas en el interior. Situado muy céntrico, junto a los Jardines de la Reina, ruega que le concedan al menos un permiso provisional. “En terraza pondría once mesas. Estamos en un sitio privilegiado. Pero sin una contestación, sin saber si hay algo mal o no, te desaniman un montón. Es una impotencia enorme”, comenta antes de añadir que, en otro de sus locales, el año pasado, tuvo que esperar desde junio a diciembre para que le diesen el visto bueno: “Espero que no se repita”

Juan Fernández, por su parte, ya tiene instalada una terraza con cinco meses, pero ahora ha solicitado ampliar a otras 14, por la calle del Buen Suceso, por la parte de atrás de su local. “Es un esfuerzo mínimo lo que se necesita para agilizar esos trámites y favorecería a muchas familias”, detalla. “Ahora que llega el buen tiempo, y que lo que más apetece es el terraceo, los locales que no podemos ofrecerlo salimos peor parados”, subraya uno de los muchos hosteleros frustrados por esta parálisis para obtener una licencia.

Compartir el artículo

stats