Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Buscan testigos para la investigación del superbólido estelar que se vió en el suroccidente asturiano

El paso de la bola de fuego generó registros sísmicos en España

El paso del "bólido" por el cielo de Galicia que captó Juan Antonio Fernández.

El paso del "bólido" por el cielo de Galicia que captó Juan Antonio Fernández.

La Red de Investigación sobre Bólidos y Meteoritos está dando difusión y eco a la “explosión de fuego y luz” que ocurrió la madrugada del lunes y que despertó a muchos vecinos del suroccidente de Asturias, que se referían a ella como un fenómeno muy llamativo, con reflejos sonoros y lumínicos. Es la forma que tienen estos expertos en avanzar en la investigación de lo ocurrido, que ha provocado incluso registro sísmico en distintos puntos de España y de cuyo paso ha quedado historias en muchos puntos del país.

Según la información que aporta la Red se trataría de un bólido o bola de fuego, que es la denominación que se da a las estrellas fugaces más luminosas que igualan o superan al brillo del planeta Venus. Se producen, explican, cuando una roca de origen interplanetario penetra en la atmósfera terrestre a velocidades comprendidas entre 11 y 73 kilómetros/segundo. Suelen ser rocas que se han desprendido de asteroides, cometas, “o más raramente, de la Luna o Marte”. La Red, que investiga esos fenómenos “porque informan de la llegada de meteroritos”, tal como explican, tiene en su página web un detallado registro de los bólidos más luminosos vistos en España desde que en 1999 se empezó a tomar nota de forma sistemática. Su entrada más reciente es la relativa al superbólido visto en Asturias, uno de los luminosos y representativos de los 500 anuales que pueden suceder al año.

Para completar lo máximo posible la investigación los expertos están pidiendo la colaboración de cualquiera que hubiera podido ver o registrar el fenómeno, y para ello solicitan que se rellene un formulario al que se puede acceder desde el Listado de Bólidos de la Red Española de Investigación sobre Bólidos y Meteoritos.

Lo que se ha confirmado ya es que el rango de observación del superbólido de la madrugada del lunes fue muy amplio, con visionados desde Andalucía, Asturias, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Madrid, Extremadura, La Rioja, Euskadi y Norte de Portugal, además de Galicia. La magnitud fue de -16, y desde la Red apuntan que cuando se hace referencia a bólidos de una magnitud -12 supondría que tuvieron la luminosidad de la Luna llena, y “se encontrarían en el límite de generar meteoritos".

Forman parte de la Red un centenar de investigadores/detectores que cubren cerca del 95% de la Península Ibérica desde más de 30 estaciones. Los expertos también han confirmado que el superbólido generó ondas sísmicas que quedaron registradas en dos estaciones del instituto Geográfico Nacional y que están siendo analizadas por la geofísica Mar Tapia.

La duda que también se está intentando despejar ahora es si el bólido pudo generar rocas que llegasen al suelo (meteoritos). Los expertos sostienen que eso es algo aún complejo y que depende de la investigación en base a vídeos y fotografías: "Seguimos reduciendo vídeos, algunos casuales. Habrá que tener paciencia: es una tarea sumamente compleja y trabajosa dado que necesitamos calibrar los campos con el fondo estelar, identificar cada estrella, medir su posición junto al bólido, completar la medida astrométrica, etc..", cuentan sobre el proceso que les queda por delante.

Compartir el artículo

stats