06 de mayo de 2009
06.05.2009

El doctor Mateo vuelve a Lastres

La serie televisiva que ha convertido la villa colunguesa en destino turístico de moda inicia su nueva temporada con un accidentado encuentro y una cita entre el médico y la maestra

06.05.2009 | 02:00

Lastres (Colunga),
Emilio G. CEA
Silencio... motores... cámara... ¡acción! El doctor Mateo ha vuelto a Lastres (San Martín del Sella en la ficción), donde, desde ayer, el equipo de la productora Notro Televisión graba los exteriores de los catorce capítulos de la segunda temporada de la exitosa serie televisiva. El equipo de grabación de la serie, compuesto por unas ochenta personas, entre actores, productores, cámaras y figurantes, se muestra encantado por la calurosa acogida de los vecinos de Lastres y por el trato tan afectuoso que los lugareños les dispensan.

Sergio García, director de producción de la serie, explica que, si bien el desembarco del grueso del equipo de grabación se produjo el lunes, «llevamos en Lastres cerca de un mes, preparando todo lo relacionado con la preproducción y las localizaciones, algunas de las cuales serán en Colunga y Tazones».

La grabación de la segunda temporada de «Doctor Mateo», cuyos rodajes de interiores se realizarán en los estudios de Antena 3 en Madrid, una vez finalice esta primera tanda de exteriores, se desarrollará a lo largo de los próximos seis meses. Los nuevos capítulos se estrenarán en otoño.

Sergio García sólo tiene palabras de agradecimiento para todo el mundo. «Estamos encantados de grabar en Lastres y del trato recibido por parte de los habitantes del pueblo y de las autoridades. Todo son facilidades y, a veces, hay incluso un exceso de amabilidad por parte de todo el mundo», afirma. García se muestra satisfecho del respaldo que la audiencia ha dado a la serie, que ha logrado una cuota de pantalla del 20,1 por ciento. «Es muy importante el apoyo que este proyecto está recibiendo por parte de los espectadores y por parte del equipo de producción, técnico y artístico, pese a la crisis, que también nos afecta. No es fácil hacer una serie de este tipo con tantos exteriores», apostilla Sergio García.

Entre tanto, las primeras escenas, grabadas a primera hora de la mañana, junto a la casa del popular médico, eran protagonizadas por Gonzalo de Castro (doctor Mateo) y Natalia Verbeke (la maestra Adriana). En una de estas secuencias, la profesora choca con el médico mientras se desplaza en su bicicleta y, tras un corto diálogo, ambos quedan para cenar. Otra de las escenas del día tiene también como protagonista al doctor Mateo, en esta ocasión junto al policía local Alfredo, a quien da vida el actor Alex O'Dogherty. Mientras se desarrolla el rodaje, los figurantes esperan, ansiosos, a que les llegue su turno para intervenir.

El lugareño Luis Rodríguez repite experiencia, ya que también participó como figurante, junto a su esposa, en la primera temporada. Desde Gijón llegaron al rodaje tres miembros de una misma familia. La matriarca, Fina Blanco, es toda una veterana, que ha participado ya en la serie «Vientos de agua» y en la película «Historia de un beso».

Los comerciantes de Lastres se muestran encantados con la publicidad que la serie está dando al pueblo y con los beneficios económicos que ello les reporta. Alberto Asensio, propietario del restaurante El Barrigón de Bertín; Nieves Álvarez, de la tienda de regalos y ropa marinera Cosas, y Mari Paz González, dueña de un comercio de ultramarinos, coinciden en señalar la enorme cantidad de turistas que llegan al pueblo desde que se estrenó la serie en busca de los lugares que muestra la ficción. «La afluencia de gente en Semana Santa y durante el último puente fue algo increíble y se nota en los comercios», dicen. La televisión ha puesto a esta localidad marinera en el mapa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook