07 de enero de 2013
07.01.2013
La mejora de una institución en la atención a la tercera edad
 

Colombres gana en salud

La ampliación de la residencia Ulpiano Cuervo, pendiente de remates, permitirá habilitar una sala para desarrollar hábitos físicos personalizados

07.01.2013 | 01:00

Colombres (Ribadedeva), Emilio G. CEA


«Con estas mejoras estamos seguros de que aumentaremos la calidad de los servicios que ofrecemos». Mientras los obreros rematan los últimos flecos de las obras de ampliación de la residencia de ancianos de Colombres Ulpiano Cuervo, su director Manuel Collera mira con ilusión los beneficios y el confort que las nuevas estancias construidas van a traer a los residentes. Junto a las antiguas instalaciones de la residencia se ha creado un moderno edificio de tres pisos, que se comunica con la parte antigua a través de un pasadizo.


Collera se muestra especialmente orgulloso por el uso que a partir del próximo mes de febrero se le va a dar a una de sus dependencias del nuevo edificio. La joya de la corona es un lugar que los responsables de la residencia han bautizado como «la planta de la salud».


La creación de esta sala de mantenimiento para la prevención del deterioro físico y psíquico de los residentes, situada en la parte de abajo del nuevo edificio, es la principal apuesta de la dirección del centro geriátrico. «Tenemos la intención de que en este lugar, los residentes adquieran hábitos físicos adaptados a las diferentes edades con el objetivo de tener uno específico para ellos», manifiesta Collera. La sala ha sido diseñada por la fisioterapeuta de la residencia y en ella se invertirán 11.700 euros para dotarla de equipamiento. Fisioterapia, terapia ocupacional y estimulación cognitiva a gran escala es lo que se practicará aquí.


La primera y la segunda planta tienen capacidad para 8 habitaciones dobles, cada una de ellas con baño adaptado, sistema de intercomunicación y televisión. Esto permitirá que en el edificio antiguo se puedan ofertar habitaciones individuales. La descarga de espacio que la nueva construcción traerá consigo permitirá también que la Ulpiano Cuervo vuelva a recuperar la biblioteca. Los usuarios del centro esperan impacientes la puesta en funcionamiento de los nuevos equipamientos que podrían comenzar a ser ocupados a mediados del próximo mes.


La residencia de ancianos Ulpiano Cuervo cuenta con residentes no sólo de Ribadedeva, sino también de lugares como Cabrales, Peñamellera Alta, Peñamellera Baja, Pola de Siero, Val de San Vicente (Cantabria), Navarra o el País Vasco. La Ulpiano Cuervo es una fundación privada que subvenciona al 35 por ciento de los residente. Es además una de las tres residencias más baratas de la región.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine