Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Europa acorta distancia con los jóvenes

Los alumnos de Gestión Administrativa del IES de Piloña reciben “clases” telemáticas de funcionarios y políticos acerca de las competencias de la UE

Por la izquierda, en la fila de atrás, Ainhoa Peláez, Eloy Blanco, Carla Peruyero, Hugo García, Tamara Puerta, Rubén Ledesma, Covadonga Fernández y Pilar Pérez. Delante, agachados, Nacho García, Mabel Lugo, Marta Fernández y Aida Tamargo. | E. S. R.

Por la izquierda, en la fila de atrás, Ainhoa Peláez, Eloy Blanco, Carla Peruyero, Hugo García, Tamara Puerta, Rubén Ledesma, Covadonga Fernández y Pilar Pérez. Delante, agachados, Nacho García, Mabel Lugo, Marta Fernández y Aida Tamargo. | E. S. R.

Cuando Nacho García preguntó a sus alumnos del Instituto de Enseñanza Secundaria de Infiesto (Piloña) por la Unión Europea apenas supieron contar “cuatro datos” sobre ella. Fue en el contexto de una clase de Empresa y Administración, del módulo de Gestión Administrativa, y el profesor se dio rápidamente cuenta de que la teoría iba a ser demasiado densa para hacerles ver la importancia y el papel de la UE en la vida diaria de todos los ciudadanos.

Así que contactó con el Parlamento europeo con la intención de que el eurodiputado asturiano Jonás Fernández diera a sus alumnos de FP, y también a los de primero de Bachiller, una clase práctica contando “de un modo entretenido” lo que los libros trasladan de forma un tanto más pesada. Luego llegó la pandemia y el mundo entero pospuso sus planes. No obstante, hubo una opción para adaptarse a las circusntancias y ayer, al fin, el parlamentario socialista, que también es miembro de la Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios, se trasladó vía telemática a las aulas piloñesas para charlar con los alumnos.

Les contó, en respuesta a la pregunta de “cómo llega un vecino de Oviedo a ser parte del Parlamento Europeo”, que para llegar ahí “hace falta trabajar mucho, tener algo de suerte y que te guste el trabajo, que tampoco es tan fácil”. Y les explicó, ante la inquietud de los alumnos por saber cuál es el futuro de las pensiones españolas, que “hay un problema a largo plazo” pero que, en principio, “hay opciones para que el plan de pensiones sea sostenible”.

Señaló también que aún queda camino por andar, pero “aunque no lo sintáis a diario, los españoles somos europeos desde mucho antes de 1986” y que las preocupaciones de la UE se centran en el futuro de todos. Por eso, “Europa ha comprado de manera coordinada la dosis de vacunas en un primer intento de tener una política sanitaria europea”, argumentó.

Al final, dijo el eurodiputado, “casi cualquier cosa tiene que ver con la UE” incluyendo, les advirtió a los adolescentes, ”vuestros derechos en las redes sociales, los canales de Youtube o las aplicaciones y descargas”. Los temas europeos, apuntó, “se siguen viendo lejanos desde Asturias” pero lo que se trata allí “tiene que ver, por ejemplo, con los agricultores”.

A su “clase”, que recibió la mayor atención por parte de los alumnos, se sumó otra posterior, la de dos funcionarios, María Luisa Muga y Tom Orobitg, que se prestaron a participar en esta iniciativa y les explicaron la labor de las instituciones europeas. Los profesores, por su parte, agradecieron su paciencia y su discurso didáctico.

Compartir el artículo

stats