Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Arte mexicano con raíz cantábrica

Colombres acoge una exposición de obras de artistas del país azteca con antepasados en el norte de España

Por la izquierda, Ana Soberón y Cecilia Celorio, en la muestra. | M. V.

La historia de un pueblo mostrada a través de sus manifestaciones artísticas. Esta es la esencia de la exposición "México en mi corazón", que se puede visitar en la Casa de Piedra de Colombres (Ribadedeva) hasta mediados de septiembre. Arte Huichol, Alebrije o Milagritos son algunas de las expresiones artísticas que alberga la muestra organizada por la Asociación Navegantes.

La muestra recoge un centenar de piezas que han sido donadas por artistas mexicanos con raíces en el norte de España. El objetivo es recaudar fondos para el trabajo que realiza el colectivo en favor de recuperar todos los archivos disponibles de emigrantes asturianos y cántabros al país azteca. Se trata de piezas de arte popular y contemporáneo de alta calidad, que están a la venta para contribuir a la financiación de los proyectos de la asociación.

Maite Llano, Aurora Saiz, Sol Aja, Malena Aja, Cecilia Celorio y Pilar González son algunas de las autoras presentes en una exposición que pretende reflejar el arte de todas las regiones de México. "Estamos muy agradecidos a los artistas por cedernos sus obras, así como al Ayuntamiento, al centro cultural y a los socios", señaló Ana Soberón. presidenta de Navegantes. Como colectivo no poseen local. Su escaparate es una web "accesible desde cualquier lugar del mundo".

La asociación nació por iniciativa del Ayuntamiento de Ribadedeva para estudiar la documentación existente en archivos alusiva al flujo de emigrantes de Asturias y Cantabria. "Hace cinco años seguimos adelante ya como Navegantes", señaló la presidenta, animando a que más gente se asocie para seguir rescatando información de los archivos. Se trata de un trabajo que realizan de forma voluntaria Ana Soberón, su hermana Nieves y otros colaboradores.

"Recogemos información de toda la gente y lo vamos volcando en la web. Es una trabajo inmenso, pero no queremos que se pierdan los archivos antiguos o que algún asturiano o cántabro no esté ahí reflejado", concluye Ana Soberón.

Compartir el artículo

stats