Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Oviedo hará inversiones en 2023 por 110 millones, casi el triple que este año

El grueso del dinero irá a remodelar el Palacio de los Deportes, a las nuevas pistas del Naranco y a los accesos de la glorieta de la Cruz Roja

Fachada del Palacio de los Deportes de Oviedo

Nuevos espacios deportivos; un lavado de cara de los que ya están en pie; una mejora de las entradas a la ciudad y una renovación integral del pavimento. Oviedo tiene ya toda la artillería preparada para, obra a obra, intentar abordar una renovación integral del concejo. Para conseguirlo, el equipo de gobierno carbayón tiene previsto realizar el año que viene inversiones por valor de 110 millones de euros, una cantidad inédita durante los cuatro años de mandato del bipartito (PP y Ciudadanos). La cifra casi triplicará al desembolso realizado este año y que tiene el objetivo, según las palabras del concejal de Infraestructuras y primer teniente de alcalde Nacho Cuesta, de "darle un giro nuevo a la ciudad".

De este multimillonario desembolso llama la atención no solo el enorme volumen económico: también que muchas de las inversiones van dirigidas a mejorar instalaciones deportivas. Bastan dos ejemplos muy esclarecedores. La mayor de las inversiones se la llevará la remodelación total del Palacio de los Deportes de Ventanielles que –gracias a los veinte millones que recibirá para su remodelación– buscará recuperar el esplendor que tenía hace ya unos cuantos años. El objetivo es que este icónico edificio sea la nueva casa del Oviedo Baloncesto. El pabellón ganará en capacidad y tras la reforma podrá llegar a albergar a 5.100 espectadores a base de bajar la altura de la cancha. En ocasiones puntuales podrá dar cabida a 7.000 personas. La segunda inversión más cuantiosa se la lleva también una instalación deportiva. Se trata de las pistas cubiertas de atletismo del Naranco, para las que el Ayuntamiento tiene reservados 19 millones de euros. Tendrán capacidad para acoger a 3.195 espectadores.

Aguas abajo también habrá otras muchas inversiones menos voluminosas en lo económico, pero también relevantes para mejorar las instalaciones deportivas del municipio, como la reforma de la pista de hockey de La Corredoria. Nacho Cuesta asegura que las instalaciones deportivas del municipio "estaban en un estado realmente calamitoso, los mantenimientos que habían tenido habían sido muy deficientes".

Dejando ya a un lado el chándal, otro pellizco importante se lo llevará la mejora de los accesos a Oviedo por los lindes de Santullano. Por ejemplo, habrá una remodelación de la conocida como rotonda de la Cruz Roja por un valor de 5,4 millones de euros. Esta obra está, además, a un paso ya de ser adjudicada. Durante estos últimos meses, el Ayuntamiento –al igual que otras administraciones– había tenido graves problemas para sacar adelante muchas de sus obras debido al fuerte encarecimiento de los materiales que había provocado que muchos trabajos se paralizaran o que el Consistorio tuviera que incrementar notablemente los precios de las licitaciones para que las obras pudieran llegar a buen término. En algunos casos el coste había llegado a subir hasta un 70%. Ya no hará falta. Al menos el horizonte parece algo más despejado, según apunta Cuesta. "Se está percibiendo ya una estabilización de esos precios e incluso una mínima disminución", asegura.

Muchos de estos proyectos han captado ayudas europeas para facilitar su puesta en marcha. Un porcentaje de su coste vendrá de los conocidos como Fondos Europeos EDUSI para el desarrollo urbano. Una de las condiciones de estas subvenciones es que los trabajos estén terminados antes del 31 de diciembre del próximo año, lo que explica –en parte– estas cifras de inversión de récord. Cuesta no le quita un ápice de importancia: "Son unas previsiones de inversión muy relevantes".

Más madera. La reordenación de la nueva glorieta de Santullano –la que sustituirá al viaducto de Ángel Cañedo– tiene una previsión presupuestaria de 4,5 millones de euros; la reurbanización del margen derecho del entorno de Santullano costará casi 13 millones; la reurbanización de la ronda sur llegará a los 2,7 millones; la mejora de la accesibilidad de la estación del Norte a la plaza de los Ferroviarios tiene una asignación presupuestaria de 1,7 millones; y habrá un importante esfuerzo para hacer una renovación integral del pavimento de muchas de las calles del municipio. Gota a gota hasta los 110 millones totales. "Son todos proyectos que se encuentran en un estado de madurez muy avanzado", asegura Cuesta. Hay muchísimas más con importes mucho menores, pero que también son relevantes.

El concejal de Infraestructuras también hace autocrítica. "Los grados de ejecución en los años anteriores no han sido todo lo importantes que nos hubiera gustado por múltiples circunstancias, entre ellas la pandemia; ahora hemos acelerado para que todos estos proyectos puedan estar listos para poder comenzar ya a finales de este mismo año o a comienzos del que viene".

Compartir el artículo

stats