Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Adif reanuda la obra de Nicolás Soria la semana que viene y la acabará en 9 meses

Los trabajos obligarán a cortar el carril de subida a Ciudad Naranco, desde Pepe Cosmen, durante dos meses, hasta finales de octubre

Nacho Cuesta y el ingeniero municipal, Ignacio Latierro, durante su reunión, ayer, con técnicos de Adif.

Sin que el gobierno central ni el Ayuntamiento hayan llegado a aclarar nunca, y en detalle, qué tipo de problemas de cimentación o tectónicos llevan retrasando las obras de ampliación del puente de Nicolás Soria durante dos años, el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) se reunió ayer con el concejal Nacho Cuesta y con el ingeniero municipal Ignacio Ruiz Latierro para informarles que los trabajos se retomarán la semana que viene y que finalizarán dentro de nueve meses, entre mayo y junio de 2023.

El nuevo calendario, y la promesa de poder cumplirlo esta vez, tras los incontables retrasos y modificados de los últimos años, es, de momento, la única certeza aportada sobre un proyecto vital para solucionar el tráfico de entrada y salida a Ciudad Naranco.

El Ayuntamiento de Oviedo «celebró», a través de un comunicado, que Adif reanude las obras de ampliación de Nicolás Soria la semana que viene, y que «se hayan solventado de una vez los problemas técnicos». El primer teniente de alcalde y concejal de Infraestructuras, Nacho Cuesta, recibió por la mañana a los representantes de Adif, al subdirector de construcción, José María Jiménez, acompañado por su equipo, que informaron de las fechas y plazos para la conclusión de la obra.

Según los detalles facilitados por el Ayuntamiento, los trabajos de ampliación de Nicolás Soria se reanudarán a partir de la próxima semana y comenzarán con el traslado de la maquinaria.

La obra parece que seguirá las pautas anunciadas ya cuando se adjudicó por primera vez, a finales de 2019, con cortes de tráfico que habrá que realizar para poder acometer la ampliación de viales y trabajo nocturno.

En este sentido, Adif señaló que, a finales de agosto, se procederá al corte del carril de subida a Ciudad Naranco desde la calle Pepe Cosmen, y que dicho corte se tendrá que mantener hasta finales de octubre, con jornadas de trabajo nocturno.

Las previsiones trasladadas por Adif al Ayuntamiento son que la obra pueda estar concluida entre mayo y junio del próximo año.

El primer teniente de alcalde, Nacho Cuesta, celebró que Adif haya podido «solventar los problemas técnicos y se reanude de manera inminente una obra vital para el barrio y para toda la ciudad». «Desde el Ayuntamiento», insistió, «pondremos todas las facilidades que estén en nuestras manos para que los trabajos se agilicen al máximo y puedan concluir incluso antes de lo previsto. Confiamos en que no haya más contratiempos y la actuación transcurra con rapidez y normalidad a partir de ahora», concluyó el concejal.

Adjudicada en octubre de 2019 por una cuantía de 2,9 millones de euros a la empresa Copcisa, la obra de ampliación del espacio bajo el puente, destinada a acabar con los embotellamientos en los accesos a Ciudad Naranco, por donde circulan cada día alrededor de 38.000 vehículos, debían haber terminado en un plazo de doce meses.

El objetivo del proyecto pasaba por ampliar el espacio actual para poder trazar cinco carriles bajo el puente, tres de bajada hacia el centro urbano y dos de subida hacia Ciudad Naranco, manteniendo además del paso peatonal.

Cuando comenzaron las obras, que ya se tuvieron que retrasar hasta septiembre de 2020 por la tramitación de algunas expropiaciones, también comenzaron los problemas. Adif lleva ya invertidos alrededor de 4 millones de euros en un proyecto que en junio de 2021 se tuvo que paralizar al aflorar los primeros problemas tectónicos.

A principios de este año, el Ministerio de Transportes tramitó un modificado del proyecto, por un importe de más de 200.000 euros, para resolver esos primeros problemas técnicos, incluyendo unas inyecciones de consolidación del trasdós en el que se apoya el «cajón empujado» para permitir ampliar el vial bajo el puente sin cortar el tráfico ferroviario. Aun en mayo, Adif vaticinaba que los trabajos se retomarían en junio y que se desarrollarían en jornadas nocturnas hasta completar el grueso de la obra en otoño.

Después de todas estas peripecias, Nacho Cuesta reconoció en el Pleno del mes de julio que los últimos sondeos realizados en la zona habían revelado unos problemas de cimentación que han derivado en la paralización de los trabajos y que probablemente obligarán a rehacer el proyecto de intervención. Al final, parece que el proyecto se ha podido reconducir y, tal y como anunció también la delegada del gobierno, Delia Llosa, las obras se pondrán ya en marcha.

Compartir el artículo

stats