El Ayuntamiento de Siero sigue dando pasos para incrementar la financiación destinada al proyecto para el desarrollo de una red de carril bici en Lugones que tendrá una extensión total de 14 kilómetros, el doble de lo previsto inicialmente. Así, el Pleno aprobó ayer una modificación del presupuesto municipal para incorporar, entre otras cosas, una partida con la que se aumentarán los fondos con destino a esta iniciativa y, en concreto, para asumir el impulso de tramos en la zona de las calles Conde Santa Bárbara y Leopoldo Lugones.

Con la modificación presupuestaria se añaden 826.536,86 euros a las cuentas municipales. No todos los fondos van a los carriles bici, sino un montante de unos 300.000 euros. El resto se destina a otras actuaciones municipales pendientes en distintos ámbitos, como saneamientos en zonas rurales o comedores escolares. Dicha modificación fue llevada al Pleno y aprobada con 19 votos a favor del PSOE, Foro Asturias, Plataforma Vecinal La Fresneda, Izquierda Unida, Vox y Somos. Hubo 5 abstenciones de los grupos PP y Ciudadanos. “Estamos improvisando 2050. El cambio climático no es criticar al Amazonas, sino preguntarse: nosotros, ¿qué podemos hacer?”, afirmó el alcalde, Ángel García, al respecto de proyectos como este para el desarrollo de planes cuya finalidad es desarrollar sistemas de movilidad sostenible.

Sin embargo, el grupo parlamentario Ciudadanos no se mostró conforme. Si bien creen que los carriles bici son necesarios, piensan que este “proyecto estrella” se está haciendo “de manera precipitada” y les preocupa que no haya sitio suficiente para los coches.

Además, reprochan que se destinen determinadas cantidades de dinero a este tipo de planes en plena crisis social, “con autónomos con la persiana bajada”. Por falta de información técnica justificó su abstención el PP.

El Alcalde, que no quiso entrar en debates, aclaró como respuesta que “no hay nada más importante que cuidar el medioambiente”, con su vista puesta en el planeta que dejará a los que vengan después.

”El objetivo de los carriles bicis y de este proyecto es contribuir a lograr cero emisiones en 2050 y no echarse después las manos en la cabeza”, indicó el regidor. García sentenció: “Si no hay mundo, no hay autónomos”.