12 de agosto de 2018
12.08.2018

Karaoke sabinero

12.08.2018 | 02:03
Los protagonistas de la "Noche Sabinera", en la plaza Mayor de Gijón.

Gijón, la "ciudad de los gatillazos" y el lugar donde los "sabineros" han vivido las noches más hermosas -según Antonio García de Diego-, acogió a la banda de Joaquín Sabina con el mismo cariño y la misma emoción que cuando él está presente. ¿Se echó de menos al cantante? Yo personalmente no, porque lo mejor de Sabina son sus creaciones en forma de canción y ahí estaban.Tocadas por la banda de siempre y cantadas por ellos mismos y, sin ánimo de ofender a sus fans, todos cantan mejor que Sabina.

El concierto se dividió en dos partes: en la primera Mara Barros, Antonio García de Diego, Pancho Varona y Jaime Asúa alternaban sus voces al servicio de una selección de grandes temazos que siempre tocan en sus giras; en la segunda es el público -previamente seleccionado- el que sube a cantar otras grandes canciones, como si de un karaoke se tratara, pero con mucho lujo.

Fue Pancho Varona el que comenzó cantando "Sálvese quien pueda" y el motor musical estaba perfectamente engrasado: las guitarras, el bajo, la batería, los coros de Mara, los arreglos de piano de García de Diego... más de treinta años juntos hace que todo fluya. El rock and roll "Seis de la mañana" y la rumba "Cerrado por derribo" puso a la abarrotada plaza Mayor a bailar. Esa canción llamada "Peces de ciudad", que tiene tanta miga literaria y musical sonó mejor, si cabe. Mara Barros, espléndida como siempre, brilló en temas como "Y sin embargo" , "Con las manos en la masa" o en la canción "Hace tiempo que no", regalo de Sabina para su propio disco en solitario.

La segunda parte se convirtió en un karaoke de lujo para seis seleccionados, algunos imitando la voz de Sabina en "Quién me ha robado el mes de abril" o "Pongamos que hablo de Madrid" y otros con estilo propio cantando "Conductores de ciudad " o "19 días y 500 noches". Una noche que no olvidarán jamás con el karaoke de lujo que tenían a su servicio.

Dos horas de concierto que se hicieron cortas y dejaron al público con ganas de seguir cantando. Decía que no eché de menos la voz de Joaquín Sabina porque sus músicos cantan mejor y porque el público invitado también lo hizo muy bien, pero lo que sí se echó de menos del de Úbeda fueron sus discursos políticamente incorrectos. Y es que un artista como Sabina no se hace tan grande sólo por sus canciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Fiestas en Asturias

El calendario de las fiestas en Asturias

El calendario de las fiestas en Asturias

¡Este verano no te pierdas ninguna fiesta! Consulta nuestro calendario