Mas acusa al Gobierno de "agredir" a Cataluña como castigo a la secesión

El ministro Montoro replica al presidente catalán que es ilegal destinar dinero público a financiar la independencia

25.11.2015 | 03:39
Mas denuncia \
Play
Mas acusa al Gobierno de "agredir" a Cataluña como castigo a la secesión

El presidente de la Generalitat en funciones, Artur Mas, acusó ayer al Gobierno de intervenir la autonomía y "agredir" a los catalanes como "castigo" por decisiones políticas adoptadas por vías "pacíficas y democráticas" y llamó a "ensanchar el soberanismo" para hacerlo "irreversible". El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro replicó a Mas que "no tiene derecho a utilizar ningún euro público en su programa de independencia" e insistió en que el Gobierno controlará el destino del dinero del público como es su obligación.

A pocos días del inicio de la campaña electoral del 20D y tras la reunión de un Ejecutivo catalán aún en funciones por falta de acuerdo con la CUP. Mas compareció en rueda de prensa en pleno conflicto con el Gobierno central. La pugna esta vez es por los nuevos requisitos para acceder al Fondo de Liquidez Autonómica (FLA) y por la investigación anunciada por el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, de la Intervención General del Estado, el INE y el Banco de España sobre 1.300 millones de euros que Cataluña no contabilizó y que reclama Eurostat. Mas ha calificado de "mentira flagrante, total y absoluta" que la Generalitat haya ocultado esos 1.300 millones de euros, puesto que ha aseverado que el Gobierno central conoce esta cifra desde 2009.

Crítico con las "condiciones humillantes" impuestas a la Generalitat para acceder al FLA, que en su opinión "liquidan la poca autonomía que hay" en Cataluña, Mas ha atribuido esta "agresión institucional" a un "castigo" por la apuesta soberanista, que ha definido como "un proyecto político, pacífico y respetuoso con los derechos humanos"." Cuantas más agresiones recibamos más pondremos el acento en ensanchar la base soberanista para hacer más irreversible el proceso" y en esto "nos están ayudando ellos", ha dicho en alusión al Gobierno. Tras alegar que todo aquel que "es agredido tiene derecho a actuar en legítima defensa", el líder de CDC no ha descartado medidas jurídicas, incluida por la vía contencioso administrativa u otras que podrían ir, ha dicho, más allá del Tribunal Constitucional.

En Madrid, el ministro Montoro ha negado que el Gobierno agreda a la Generalitat y ha dicho al presidente catalán que, le guste o no, "en España es ilegal" destinar dinero del FLA a la independencia.

La líder de la oposición en Cataluña, Inés Arrimadas (C's), ha acusado a Mas de estar incapacitado para negociar con "con nadie" y ha criticado su "victimismo". Desde el PSC, el primer secretario, Miquel Iceta, ha lamentado que los catalanes sean hoy "rehenes de la hostilidad" de los Gobiernos central y catalán, aunque cree Mas no puede quejarse tras la "declaración de ruptura" que apoyó.

Las fricciones con el Gobierno central dejaron ayer en un segundo plano las dificultades para la investidura de Mas. La CUP reiteró ayer que mantiene su negativa a respaldarlo para la presidencia de Cataluña, aunque las negociaciones con JxS "maduran adecuadamente". En al propia CUP empieza a darse una fragmentación de posturas que puede complicar más ´la coyuntura política catalana. Sectores de la izquierda anticapitalista se mostraron ayer partidarios de apartar a Mas de la presidencia para "avanzar en la ruptura con el Estado" y dirigentes de la organización admiten que esa cuestión puede "fracturar" al partido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine