15 de julio de 2016
15.07.2016
Lne.es »

Condenan a seis meses a 4 trabajadores de Tribeca por vender "gas de la risa"

El juez inhabilita al propietario, al encargado y a dos empleados de la discoteca para el ejercicio de actividades mercantiles durante 18 meses

15.07.2016 | 02:03

El Juzgado de lo Penal número 2 de Oviedo ha condenado al propietario, al encargado y a dos empleados de la discoteca Tribeca a seis meses de prisión por un delito contra la salud pública por vender "gas de la risa" (óxido nitroso). El fallo también les obliga al pago de sendas multas de 900 euros y a un año y medio de inhabilitación para el ejercicio de la actividad mercantil.

La sentencia, contra la que cabe recurso de apelación, detalla que el 23 de marzo de 2013, dos empleados de la discoteca fueron sorprendidos por agentes de la Policía Nacional vendiendo globos llenos de "gas de la risa" a los clientes del establecimiento, que eran "principalmente menores de edad", a un precio de tres euros la unidad. Esta venta, según el fallo, se hacía con el conocimiento tanto del encargado del local, que se encontraba en esos momentos en la discoteca, como del propietario del establecimiento.

Así, los agentes se incautaron de dos máquinas de sifón, un recipiente cilíndrico con globos, una caja con 24 cápsulas de 8 gramos de óxido nitroso y otras 201 cápsulas sueltas de la sustancia, para su dispensación a terceros. Es decir, había más de 200 cápsulas de óxido nitroso.

El Ministerio Fiscal había solicitado una pena individual de dos años de prisión y cuatro de inhabilitación para el ejercicio de la actividad mercantil, además del pago de una multa de nueve meses con una cuota diaria de quince euros (un total de 4.050 euros) por un delito contra la salud pública durante la vista oral celebrada la semana pasada.

Entonces, el abogado de los acusados, Ricardo Álvarez-Buylla señaló en su alegato que la jurisprudencia acerca de distribución del "gas de la risa" en otros locales asturianos avala la tesis de que no es una práctica constitutiva de delito. Álvarez-Buylla hizo referencia a una sentencia anterior del juzgado de lo penal número 4 de Gijón que ya había absuelto a las mismas personas por la venta de este gas. El letrado también recalcó la facilidad con la que cualquiera puede acceder a este tipo de sustancia. "Todo el mundo puede adquirirlo en grandes almacenes, incluso los menores de edad", afirmó.

En la vista testificaron los dos policías que, estando "de paisano", intervinieron en el local del Antiguo el 23 de marzo de 2013 cuando comprobaron que dos empleados del establecimiento estaban dispensando el "gas de la risa" a los jóvenes. "No era una operación policial preparada para incautar la sustancia", señaló uno de los agentes. En el momento en el que percibieron los hechos, los agentes identificaron a los empleados que se estaban encargando de la distribución. Posteriormente, el encargado del establecimiento se presentó en el local y les remitió a un auto judicial anterior que había absuelto a los propietarios por una situación similar en otro de sus locales.

El óxido nitroso es un gas volátil incoloro y de ligero olor dulce que se presenta en forma líquida como gas comprimido y se usa en anestesia clínica por dentistas o en la industria alimentaria como espumante para hacer, entre otros productos, nata montada,

El "gas de la risa" es una sustancia perjudicial para la salud que si se usa como droga produce efectos euforizantes y puede ocasionar síntomas adversos como alteración del sueño, náuseas, vómitos, hipertensión leve y arritmias, y en función del nivel de concentración hasta la asfixia y la muerte.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine