Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La pesadilla del covid terminará en julio en Asturias y la cuarta ola llegará en marzo: esto es lo que dice la predicción matemática

Por delante queda un período menos intenso pero más largo de contagios según esta previsión

El Sardinero se usará para hacer más 3.000 PCR tras el brote en un centro deportivo

La tercera ola del coronavirus parece estar acabándose en Asturias. Las medidas impuestas por el gobierno del Principado de Asturias han hecho efecto y cada vez hay menos contagios. Así lo dicen los datos del Observatorio de la Salud del Principado. Si bien los expertos epidemiólogos no se atreven a pronosticar cuándo acabará esta tercera tanda de contagios el modelo matemático del profesor de la Universidad de Oviedo Juan Luis Fernández permite dar una aproximación: la tercera ola acabará en marzo y la cuarta será menos intensa pero más larga. Fernández se atreve incluso en un artículo publicado en LA NUEVA ESPAÑA que puedes leer en este enlace a pronosticar el fin de la pesadilla. El coronavirus podría irse en julio dejándonos así disfrutar de un verano con una normalidad más parecida a la prepandémica .

A la hora de predecir el futuro hay varias claves que hay que tener en cuenta. La primera, obvio, las medidas restrictivas. Tal y como avanzó hace semanas LA NUEVA ESPAÑA (aquí lo puedes leer) el gobierno regional tiene previsto ir relajando prohibiciones pero con la mano firme. Es la denominada estrategia "cero covid" que siguen muchos gobiernos nacionales y que enfatiza la idea de que una vez controlados los contagios no se pueden cometer errores como los de Navidad: levantar demasiado la mano supone volver a la pesadilla.

Pero hay más aspectos a tener en cuenta demás de las restricciones. También es importante el ritmo de vacunación, que en Asturias se elevado. No en vano la próxima semana ya tendremos más habitantes del Principado inmunizados con las dos dosis de la vacuna que contagiados en toda la pandemia. Además también es importante tener en cuenta que el buen tiempo hará que se haga más vida al aire libre y eso reducirá los contagios como ya ocurrió el año pasado que se llegaron a registrar más de 20 días sin nuevos infectados con coronavirus.

"La tercera ola se podrá dar por definitivamente terminada a mediados del mes de marzo si se siguen con las mismas medidas de control", señala Juan Luis Fernández haciendo hincapié en que "nos meteremos en abril con un número muy bajo de contagiados". En este sentido el modelo matemático asegura que la cuarta ola alcanzará picos de infectados diarios de 80 a 150 personas. Y eso será unos tres meses después de que empiece: más o menos en mayo o junio.

"Obviamente los resultados de estas simulaciones pueden verse afectados por una mayor vacunación, que irá incrementándose, haciendo disminuir la tasa de infección y el efecto de las nuevas variantes de coronavirus. La cuarta ola, aunque plausible, esperamos que sea la última y que afecte mucho menos a nuestro sistema sanitario y a nuestra economía. Si fuese así, podríamos decir que en julio esta pesadilla habrá terminado", concluye Fernández.

Compartir el artículo

stats