31 de julio de 2010
31.07.2010
La Nueva España
Carreño

El Principado sostiene que acondicionó el paseo de Candás antes de cederlo

Carreteras asegura no saber nada de una demanda del municipio ni de que la ladera del monte Fuxa sea inestable

31.07.2010 | 02:00
El Principado sostiene que acondicionó el paseo de Candás antes de cederlo

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


La Dirección General de Carreteras del Principado de Asturias asegura no saber nada de la tentativa del Ayuntamiento de Carreño de demandarla por la cesión en precario del paseo marítimo. Es más, según declararon ayer fuentes de este organismo, «no consta que exista ninguna inestabilidad en los terrenos (de la ladera del monte Fuxa), aunque actualmente se están estudiando la situación» y el modo en que puede afectar a la carretera del paseo marítimo, tras varios meses en los cuales los desprendimientos han sido continuos, lo que ha llevado al Ayuntamiento a precintar la zona, privando así a los ciudadanos del principal aparcamiento de playa de la villa y promoviendo la búsqueda de otras soluciones.


El alcalde de Carreño, Ángel Riego, criticó el pasado jueves la actitud de la Dirección General de Carreteras, a la que acusa de no haber atendido los requerimientos para la reparación de la ladera y el paseo efectuados por el municipio. Eso ha motivado que los servicios jurídicos municipales estén preparando la documentación necesaria para acudir a la vía judicial con el fin de buscar una solución definitiva al problema. Carreño pretende que las obras para asegurar la ladera del monte sean costeadas por el Principado, ya que, a su juicio, debió entregar la carretera y su entorno en perfectas condiciones hace ya dos años.


Con respecto a este punto, fuentes de Carreteras se mostraron ayer muy tajantes: «la cesión se produjo una vez acometidas varias actuaciones en los taludes del monte Fuxa que presentaban en ese momento algún tipo de deficiencia». Estas fuentes añadieron que no les consta que se hayan producido cambios en la estabilidad de la zona.


Sin embargo, el propio Riego visitó la zona durante los primeros días del mes de julio, con responsables de la Dirección de Carreteras, y en ese momento los técnicos pudieron comprobar que la zona ha sido precintada. Sobre el terreno son visibles los efectos de los argayos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Lo último Lo más leído