Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La reordenación para hacer navegable Tanes incorporará dos áreas recreativas

Se ubican en las dos zonas de actuación, unidas por un sendero de 600 metros | Las instalaciones se proyectan a 2,5 kilómetros de la presa

El embalse de Tanes, donde se podrá navegar con embarcaciones sin motor. | E. P.

Las actuaciones que impulsa la Consejería de Medio Rural y Cohesión Territorial para que se pueda empezar a navegar en el embalse de Tanes incluye dos áreas recreativas. Una de ellas estará ubicada al sur de Tanes, en la zona donde se colocarán los dos embarcaderos y se construirá la nave que funcionará como hangar y para la gestión de las instalaciones. En ese espacio de recreo, más próximo al pantalán que utilizarán los turistas, habrá mesas y bancos de picnic y una fuente en una zona donde se generará un área ajardinada.

Al este de la localidad casina también se colocarán mesas y bancos de picnic. Estará situada en las proximidades del edificio de servicios, donde se construirá una escalera de 48 metros de longitud para la conexión de esta construcción con el sendero existente.

Los dos espacios estará conectadas por un sendero peatonal perimetral al embalse de unos 600 metros de longitud. Las dos naves, las áreas recreativas y las obras de acondicionamiento de viales proyectadas se ubican fuera del núcleo rural de Tanes. Estarán, refleja la Consejería de Medio Rural y Cohesión Territorial, a una distancia de 2,5 kilómetros de la presa.

Los trabajos de urbanización se acometerán en la zona de los embarcaderos, donde se prevé la reposición en pavimento de hormigón del camino existente de 250 metros de longitud, ampliando el ancho actual hasta los 2,5 metros. También se construirán nuevos viales de acceso a los dos pantalanes y un sobreancho que permita el giro de vehículos en el tramo final.

El embarcadero fijo, destinado al uso lúdico, tendrá una estructura de hormigón de 70,5 metros cuadrados de superficie anclada al lecho del embalse y una parte móvil con una superficie de 51 metros cuadrados que se desliza sobre la anterior, estando compuesta de plataforma y pasarela de acceso y pantalán. El embarcadero móvil, para su uso por parte de la Federación Asturiana de Piragüismo, estará formado por una plataforma flotante compuesta por cubos de polietileno de alta densidad y barandillas a ambos laterales, con una superficie total de 25 metros cuadrados.

Las dos naves serán de estructura metálica. La que se usará para la gestión de las instalaciones y de hangar tendrá 16 metros de largo, 3 de ancho y 3,25 de alto. La otra, de 160 metros cuadrados, acogerá un hangar de piraguas, vestuarios y un área para desinfectar las embarcaciones. Las obras han sido autorizadas por la Confederación Hidrográfica del Cantábrico, que solicitó además que se le remita el proyecto definitivo que incluya las consideraciones que ha dictado, entre ellas una propuesta de balizamiento. El organismo estatal recabó informes sobre la actuación al Consorcio de Aguas y a EDP, que trasladaron sus alegaciones.

Compartir el artículo

stats