12 de febrero de 2020
12.02.2020

Una "Fantasía" de hilo asturiano

Fernando García, diseñador con raíces en Infiesto y Salas, brilla en el desfile de Óscar de la Renta en Nueva York

12.02.2020 | 00:53
La modelo Bella Hadid desfila acompañada de los diseñadores Fernando García y Laura Kim.

La firma de moda Óscar de la Renta deslumbró con ideas del diseñador de origen asturiano Fernando García entre las paredes de mármol de la histórica Biblioteca Pública de Nueva York con un desfile en el que, al ritmo de la canción del filme "Fantasía" de Walt Disney, presentó elegantes propuestas de fiesta para el otoño-invierno 2020.

Los diseñadores Laura Kim y Fernando García, directores creativos de la veterana marca, dispusieron su pasarela en uno de los pasillos del céntrico edificio de Manhattan, que era tan estrecho que las exquisitas telas de los vestidos rozaban incluso las piernas de los asistentes al paso de las modelos.

García es el hijo menor de dos asturianos de Infiesto y Salas, Fernando García Crespo, importante empresario en la República Dominicana, y Montserrat Menéndez Rodríguez. Fieles al legado glamuroso del dominicano Óscar de la Renta, fallecido en 2014, la pareja de modistos deslumbró sobre todo con sus propuestas para la noche: decenas de vestidos majestuosos que abrazaban la silueta femenina y la embellecían a base de terciopelo, plumas, lentejuelas y adornos metalizados.

La solicitada modelo Bella Hadid abrió y cerró el "show", que partió con "looks" para el día a día compuestos de pantalones, suéteres y abrigos de líneas rectas en colores brillantes, y fue "in crescendo" hacia las ocasiones más especiales, para las que abundaron los vestidos cortos y reveladores, o largos con volumen.

Entre esas piezas deslumbraron una túnica plisada con el escote palabra de honor recubierto de plumas, en bronce metalizado; otra recubierta de lentejuelas que parecían dibujar la "Noche estrellada" de Van Gogh, con capa de gasa por encima, y un vestido negro con capas y capas de tul en la falda, con estrellas plateadas bordadas.

También se vio el vestido con el que causó sensación el domingo por la noche en la fiesta de los Oscar la actriz Scarlett Johansson, pero en una versión de color negro y con terciopelo en la falda, que lucía un sensual corte a la altura del muslo.

Hubo cierta diversidad en el desfile: una modelo pelirroja de talla normal, que llevó un vestido largo negro con flores estampadas y falda con cola voluminosa, y otra que llevaba un pañuelo de seda para tapar su cabello y su cuello, vestida con un conjunto de suéter aguamarina y pantalón rosa chillón.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook