01 de diciembre de 2016
01.12.2016
El nuevo acceso ferroviario a la región

El Adif decidirá en tres meses si amplía la obra para contener el talud de la Variante

Los técnicos ya detectaron en verano que uno de los deslizamientos sigue activo y preparan actuaciones urgentes para mejorar el drenaje en la zona

01.12.2016 | 01:36

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) encargará de manera "urgente" una mejora del sistema de drenaje de la ladera inestable de la variante de Pajares, ubicada en las inmediaciones de Campomanes, para tratar de contener los deslizamientos que ya se detectaron el pasado verano en el enclave, cuando se habían ejecutado buena parte de los trabajos previstos para contener el talud. La actuación, con un presupuesto de casi 400.000 euros, incluirá una investigación geológica para determinar si es necesario ejecutar obras de refuerzo que permitan "garantizar la estabilidad" del terreno, bien sea en la pantalla de pilotes de 178 metros de longitud ya levantada en la zona o con nuevas estructuras.

Los técnicos consultados confían en que, pese a que el problema del talud es "serio desde el punto de vista técnico", no conlleve retrasos en la ejecución global de la Variante. "Se puede acometer la contención de la ladera al tiempo que el resto de actuaciones pendientes", subraya uno de estos expertos.

El contrato que lanza el Adif establece que la solución debe estar lista en el plazo de tres meses. En el caso de que sea necesario acometer actuaciones complementarias para garantizar la estabilidad de la pantalla se abrirá un periodo adicional de dos meses en los que se estudiarán las alternativas y se redactará el proyecto.

En todo caso, los técnicos del Adif otorgan la máxima prioridad a la mejora del drenaje, ya que consideran que el agua es la principal causa del deslizamiento del terreno y de que esté empujando la pantalla de pilotes. Así, estiman que hay que comprobar con "urgencia" si están funcionando correctamente los pozos drenantes mediante su revisión y limpieza, así como instalar nuevos drenes para lograr una red de pozos "más densa". Otra de las actuaciones previstas consiste en un repaso a los anclajes de la pantalla, ya que existen "incertidumbres" sobre su correcto funcionamiento tras haberse observado ligeras pérdidas de cargas.

Tampoco descartan los técnicos que los problemas en la pantalla de contención del talud puedan derivarse de que el modelo geológico que se tomó como referencia sea erróneo. Y es que aunque en un principio se rechazó que en esa zona se produjeran los movimientos lentos y profundos que afectan a otros puntos próximos de la ladera, el Adif considera que la persistencia de los deslizamientos recomienda una "importante campaña de investigación geológica y geotécnica". Se trata de analizar con todo detalle las condiciones del terreno y comprobar si los "empujones" que el talud provoca en la pantalla tienen realmente algo que ver, contra lo que se calculó en un primer momento, en que la montaña siga moviéndose.

El Adif reconoce que los incrementos del desplazamiento superan las previsiones realizadas al comienzo de la actuación. Y "ampliamente" en algunos casos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine