15 de marzo de 2017
15.03.2017

"El desodorante no provoca cáncer"

El cirujano jubilado Siro Pérez alerta de cuarenta "mitos comunes" sobre la neoplasia de mama y descarta que se trate de un tumor hereditario

15.03.2017 | 09:19
Siro Pérez, en el centro, entre su mujer, Carmen Riego, y Manuel González, presidente del Casino de Avilés, ayer.

Siro Pérez Álvarez (Avilés, 6 de diciembre de 1948) puso fin a 38 años de carrera profesional en diciembre de 2013. Ahora, este médico inquieto por naturaleza ha hecho de la que fue su especialización como cirujano -el cáncer de mama- un trabajo de recopilación de mitos. Ayer, expuso algunas de estas ideas falsas acerca de la neoplasia de mama en el Casino de Avilés coincidiendo con las recuperadas "Lentejas", actos donde los socios del centro acuden a una conferencia antes de comer. "Hay muchas ideas falsas acerca del cáncer de mama", dijo. Y desgranó algunas de ellas basadas en evidencias científicas, que se detallan a continuación.

Desodorantes. "El uso de desodorantes bien de roll-on bien de spray no aumenta ni disminuye el riesgo de padecer cáncer", explicó el cirujano.

Cafeína. Siro Pérez destacó que el consumo moderado de cafeína protege en algunos casos del riesgo de padecer cáncer de mama. Recientemente, en este sentido, científicos de la "Lund University" y el Hospital Universitario Skane, en Suecia, concluyeron un nuevo estudio que muestra cómo el café ayuda a inhibir el crecimiento del cáncer de mama y reducir el riesgo de recaída en algunas mujeres.

Lactancia. La leche materna, confirmó Siro Pérez Álvarez, es una aliada contra el cáncer de mama.

Teléfonos. "Las radiaciones de los teléfonos móviles no influyen para nada en el cáncer de mama", subrayó.

Estética. Los tintes de pelo, según Pérez, y la depilación láser tampoco guardan relación con la neoplasia de mama.

Edulcorantes. Que el consumo de edulcorantes tiene una relación directa con el cáncer de mama es un mito muy extendido. Siro Pérez negó la mayor.

Herencia. "Este es uno de los mitos que más veces escuché en la consulta", precisó el facultativo, que explicó: "Se hereda una predisposición, por eso las mujeres con antecedentes familiares deben tomar ciertas precauciones".

Actividad sexual. "No tiene relación con el cáncer", dijo, contundente.

Contagio. Hace muchos años se decía que el cáncer lo originaba un virus. De ahí se quedó la falsa creencia de que se trata de una enfermedad contagiosa. "No hay nada más lejos de la realidad", señaló.

De mujeres. "Falso", precisó. "Es un cáncer que afecta a hombres y a mujeres", señaló el cirujano ante decenas de personas en el Casino.

Después de explicar algunos de los mitos comunes sobre el cáncer de mama, el cirujano que durante 38 años ejerció en el Hospital San Agustín señaló que hay factores de riesgo modificables en los que sí se puede incidir para evitar en lo posible un cáncer de mama. Estos son, manifestó: "Llevar una vida saludable, no fumar, no beber alcohol, mantener un peso correcto, hacer ejercicio, no comer grasas saturadas, evitar las carnes rojas y participar en los 'screening' (pruebas para el diagnóstico precoz)".

Según explicó el día de su jubilación Siro Pérez, el trabajo médico para atajar el cáncer de mama no tiene mayores secretos: mucho estudio, reciclaje continuo, procurar estar al tanto de las novedades científicas y pelear por conseguir que el hospital disponga de los más modernos métodos diagnósticos y clínicos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine