El gobierno del Principado decretará en las próximas horas un cierre de toda actividad no esencial. Un cierre que entrará en vigor este próximo miércoles y se prolongará durante, al menos, 15 días. Además, el Gobierno de Asturias ha pedido al central un confinamiento general de la población de otros 15 días, una decisión que de momento le ha negado el equipo de Pedro Sánchez. Se trata de medidas anunciadas hoy por Adrián Barbón y que se unen al cierre total de la hostelería que avanzó esta mañana LA NUEVA ESPAÑA. Con estas medidas se pretende atajar la propagación del coronavirus que está sometiendo al sistema sanitario regional a una gran prueba de estrés. Otra novedad es que el toque de queda se situará a las 22 horas y no a las doce de la noche como ocurría hasta ahora.

Rafael Cofiño explicó hoy que el Principado ha pedido al gobierno central un confinamiento "aperturista", similar al que se aplicaba en la fase 1 del estado de alarma, que "limite la movilidad" y que podría incluir incluso disponer de franjas para salir a pasear o a hacer deporte. En este sentido ya se ha decidido (entrará en vigor el miércoles) que se debe suspender la educación universitaria presencial que no sea estrictamente necesaria y la actividad comercial no esencial. "Se trata de hacer algo similar a lo que ya vivimos", afirmó el director general de Salud Pública. Es decir, sólo podrán seguir abiertos comercios como supermercados o tiendas de primera necesidad (aquí lo puedes leer).

Listado de comercios que pueden seguir abiertos

Estos son los comercios que se ven afectados por las medidas:

  • Suspensión de apertura de los locales minoristas menos los dedicados a alimentación, bebidas y bienes de primera necesidad.
  • Centros sanitarios y sociosanitarios, veterinarias, ópticas, productos ortopédicos.
  • Prensa
  • Combustible
  • Talleres mecánicos
  • Estancos
  • Productos tecnológicos
  • Comercio por internet
  • Tintorerías
  • Peluquerías
  • Comida a domicilio

Colegios

La actividad educativa de 0 a 3, formación profesional, primaria, secundaria y bachiller seguirá funcionando con normalidad "pero con las medidas de protección suficientes", relató Cofiño.

Ayudas

El Principado se ha comprometido a construir un plan de ayudas con los sectores afectados por los cierres y ya tiene programadas reuniones con responsables de diversos sectores. "Vamos a hacer un esfuerzo para derivar recursos disponibles y para la negociación presupuestaria. Está todo abierto, queremos escuchar a los sectores afectados", afirmó Barbón. Los sectores donde se decreta el cierre pueden acogerse, eso sí a los ERTE.

Reunión

"Hemos convocado esta reunión hoy porque el virus no entiende de días festivos. Es necesario tomar medidas", afirmó durante su comparecencia de esta mañana el presidente regional. Una comparecencia que ha tenido lugar tras la reunión del comité Covid. Barbón hizo hincapié en que "estamos viviendo una situación crítica". "Lo que más nos preocupa es el un crecimiento de hospitalizaciones que no vimos ni en la primera ola. De seguir este ritmo la pandemia nos llevaría a una situación hospitalaria límite", sentenció. "A menos contacto, menos contagios", no hay otra máxima, de ahí que las medidas más contundentes sean las de limitar la movilidad con la petición del confinamiento domiciliario.

Sanidad

La gerente del SESPA, Concepción Saavedra, explicó que en los próximos días se pondrán en marcha nuevos equipamientos: se derivarán pacientes a los hospitales de las alas de la región -Oriente, Jarrio y Cangas del Narcea, que en la primera ola no tuvieron pacientes covid- y se pondrá en marcha además en hospital de la Feria con 144 camas que se abrirá la próxima semana. Además se volverá a poner en servicio un hotel para sanitarios y personas que no se puedan aislar. "Podemos instalar 200 camas de UCI más", sentención Saavedra. "Estamos preparados, hemos hecho un ejercicio de reorganización de los recursos y vamos a llegar pero pedimos a la población que haga un buen uso de los recursos sanitarios", sentenció Saavedra que reconoció que el 80% de los dispositivos de UCI de los que Asturias dispone en situación normal ya están ocupados. "Estamos al nivel máximo de ocupación de los dispositivos normales y vamos a recurrir a los que ya teníamos previstos", indicó el consejero de Sanidad, Pablo Fernández.

Confinamiento

El Consejero de Salud, Pablo Fernández, ha asegurado que esta mañana transmitió al Ministerio de Sanidad la voluntad del gobierno asturiano de obligar al confinamiento domiciliario. "Si tuviéramos capacidad de hacerlo, ahora estaríamos decretando el confinamiento domiciliario, pero no lo tenemos aunque lo creemos necesario, y así se lo hemos trasladado al Ministerio". Fernández aseguró que mientras reciben contestación oficial, "no podemos estar esperando y por eso hemos adoptado estas medidas para que todos tengamos que salir de casa lo menos posible: saldremos para ir a trabajar, para ir a estudiar o para ir a adquirir productos de primera necesidad".

La sensación en el gobierno regional es que había que actuar "cuanto antes" para evitar el colapso en los hospitales.

La sensación entre el personal sanitario es dura y pesimista

Y es que el paraíso libre de covid que era Asturias en verano ya quedó muy atrás y la segunda ola de la epidemia está azotando con fuerza la región. Gijón supera la tasa media nacional de incidencia (485 en los últimos catorce días) y la asturiana (400), y es el concejo que sale peor parado, al registrar 2.844 positivos por covid desde el inicio de esta segunda ola, 1.490 en los últimos 14 días y 966 durante la pasada semana, según las estadísticas del Observatorio de Salud en Asturias. La tasa de incidencia por cien mil habitantes en el municipio es de 548,2 casos por cien mil habitantes en los 14 últimos días y de 355,4 la semana pasada.

Así, la incidencia del concejo más poblado de Asturias en los últimos 14 días es superior a la de Madrid (414), Castilla-La Mancha (504), Andalucía (444) o Murcia (503). Se aproxima a la del País Vasco (594), y mucho más disparada está la incidencia en Cataluña (699), Castilla y León (760 ), La Rioja (745), Navarra (1.187) y Aragón (1.029).

Riesgo extremo

Asturias está en situación de “riesgo extremo” por la presión hospitalaria. O, dicho de otra manera, por el incremento de los ingresos en los hospitales y en las unidades de cuidados intensivos (UCI) de personas infectadas por el coronavirus. Según las autoridades sanitarias, la situación es “crítica” pero de momento asumible y “nadie va a quedar sin atender”. La sensación entre el personal sanitario es mucho más dura y pesimista. Sin que les haya dado tiempo a recuperarse de la primera ola, temen que en unos días se dispare de nuevo la cifra de contagios (las hospitalizaciones siempre se producen días después de que se detecte la infección). “Nosotros así, y la gente en las terrazas”, lamentan. Podemos Asturias reclamó ayer el confinamiento total “ya”.