17 de julio de 2011
17.07.2011

Un proyecto volátil

El observatorio de aves habilitado en el año 2000 en la Senda Norte sigue cerrado y en mal estado

17.07.2011 | 06:54

Bayas, Inés MONTES


El centro de interpretación y observatorio de aves de Bayas, sigue cerrado y en mal estado de conservación desde su inauguración hace más de una década. El 16 de junio del año 2000, las autoridades regionales y locales inauguraron el primer tramo de la Senda Norte, que además de los 10 kilómetros de la zona castrillonense que va entre Arnao y Bayas, incluía otras actuaciones menores en los concejos de Carreño, Soto del Barco y Muros de Nalón. La Senda Norte fue uno de los primeros proyectos que promovió el consorcio Costa Norte al que. Además de Castrillón pertenecen los ayuntamientos de Gozón, Carreño, Soto del Barco y Muros de Nalón.


La inversión de entonces fue de casi 500 millones de pesetas (más de tres millones de euros) y la senda que discurría por el litoral castrillonense, además del camino, incluía un observatorio ornitológico para el que se había rehabilitado una antigua instalación de la Real Compañía Asturiana de Minas (RCAM) en la zona conocida popularmente como El Plano, en las inmediaciones de Bayas. A pocos metros, en el cabo Vidrias, se instaló un mirador para que los caminantes pudieran hacer un alto y contemplar la isla de La Deva.


La edificación, once años después de su inauguración, sigue cerrada y en todo este tiempo ha sufrido tal número de actos vandálicos que apenas quedan cristales, puertas, tejado y los paneles informativos sobre el paisaje, la flora y las aves del entorno que iban a llenar el centro de interpretación para el que se había remodelado la parte inferior de la torreta. Muchos son los usuarios de la Senda Norte y muchas las críticas al estado de conservación del antiguo edificio. «Se tiró el dinero porque nunca se abrió y repararlo ahora, si es que algún político lo pretende, será carísimo», explicaba un habitual caminante de la zona.


César Álvarez Laó, presidente del grupo de ornitología Mavea, recuerda que en algún momento de la inauguración, alguna de las autoridades presentes planteó la posibilidad de promocionar el observatorio. «Nunca más supimos nada. El último intento lo hicimos con la anterior Corporación de Castrillón de IU y PSOE, pero tampoco se concretó nada ya que el grado de deterioro es tan grande que sería muy costoso recuperar el edificio», indicó.


Dos años después de la inauguración de la Senda Norte en cuya financiación participaron entre otras administraciones públicas la Unión Europea y el Principado, el Gobierno regional declaró monumento natural el playón de Bayas y la isla de La Deva. «El observatorio es un lugar perfecto para contemplar las aves de La Deva que tiene una importante colonia de la gaviota patiamarilla y del cormorán moñudo. También durante el periodo de emigración de las aves se pueden ver pajarinos de todas las especies», explicó César Álvarez.


La poca atención que el Ayuntamiento de Castrillón y el consorcio Costa Norte han tenido con el observatorio de aves contrasta con las actuaciones en otras zonas del itinerario costero castrillonense. En la última década se realizaron aparcamientos y obras de mejora en las playas de Munielles y Bahínas, por las que pasa la ruta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas