Blog 
Aire fresco
RSS - Blog de Silvia Esteve

El autor

Blog Aire fresco - Silvia Esteve

Silvia Esteve

Sobre este blog de Asturias

En este blog hablaremos de cosas que nos interesan a todas las mujeres. Iré publicando posts sobre temas como la moda, la belleza, tendencias y muchas más cosas.


Archivo

  • 04
    Octubre
    2019

    Comenta

    Comparte

    Twitea

     
    Oviedo asturias

    Cómo aprender a cuidarte la piel

    ¿Siempre has querido saber el secreto de las asiáticas para tener esa piel tan suave y sin ninguna imperfección? Pues te lo contamos en el post de hoy.

    Cómo cuidar la piel

    El secreto es: no es lo que haces sino como lo haces. El estado de tu piel depende de todos los productos que te pongas, ya que algunos pueden no ser muy buenos y generan el efecto contrario al que queremos recibir.

    Por ello, en este post vamos a darte algunos consejos para que mejores tu cuidado de la piel.

    El tipo de piel cuenta

    Puedes sospechar que tu piel es seca, grasa o sensible, pero ¿sabes realmente cuál es tu tipo de piel?

    Conocer tu verdadero tipo de piel puede ayudarte la próxima vez que estés en el pasillo de los cosméticos y no sepas qué elegir.  Ya que muchas veces hacemos uso de productos que no nos benefician, o incluso probar “remedios” populares de internet que no vayan acorde con tu dermis, empeorando así el acné, la sequedad u otros problemas.

    Infórmate bien o lee reviews de productos antes de usarlos. Busca información de otras personas que hayan probado el producto y cuenten su experiencia, sea mala o buena, como hace Carmen Nieto en su blog.

    Esto sí, esto no

    Si haces una pequeña búsqueda en internet, encontrarás mucha información sobre las últimas tendencias para el cuidado de la piel.

    Desde cremas hidratantes, hasta serums. En webs como Unisima o Instyle puedes leer trucos, consejos y productos que te ayudarán a conseguir que tu piel esté radiante y se mantenga suave y tersa.

    Tu rutina diaria y semanal

    Aquí tenemos que diferenciar una rutina diaria y otra semanal. Si no eres constante no notarás resultados, por lo que te recomiendamos que empieces probando con una rutina diaria de hidratación, protección y limpieza.

    Hidratación

    Según tu tipo de piel, usa una crema hidratante o serum acorde a tu rango de edad y estilo de vida. Para que la piel se vea sana y bonita, debes hidratarla cada día.

    Cada parte de tu cuerpo necesita un tipo de tratamiento, ya que no debes usar el mismo producto para hidratar tu cara y pies, por ejemplo.

    Protección

    Los rayos del sol son los más intensos entre las 10:00 a.m. y las 4:00 p.m. Si estás fuera de casa durante esas horas, es importantísimo que tanto en verano como en invierno, uses una buena protección solar para proteger tu piel de manchas, arrugas y otras enfermedades.

    Usa un producto con un índice de protección alto y una textura que te resulte cómoda y se adapte a tu ritmo de vida para que no te sea difícil incorporarlo a tu rutina diaria y aplicarlo regularmente.

    Limpieza diaria

    Este paso es fundamental cuando quieres aprender a cuidarte la piel. Por la noche, debes retirar el exceso de sebo de tu piel, y los restos de contaminación que has acumulado en el día a día con un limpiador para tu tipo de piel.

    La limpieza corporal tiene diferentes necesidades que la facial, ya que las necesidades de hidratación varían. Si notas que tienes la piel un poco apagada, usa un exfoliante suave y/o una buena crema reafirmante que te ayude a mantener la piel del cuerpo con todos sus nutrientes.

    Exfoliación & Mascarillas

    Una o dos veces a la semana puedes usar exfoliantes faciales y posteriormente, mascarillas para contrarrestar las carencias que tenga nuestra piel. Puedes elegir la que más te convenga: limpiadoras, hidratantes, reafirmantes, exfoliantes, iluminadoras, despigmentantes, calmantes, etc.

    Gracias a la concentración de los principios activos que poseen notarás sus efectos nada más quitártelas.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook