31 de agosto de 2012
31.08.2012
Carreño

Cuando funciona la química

Existen parejas que siempre están a la greña, que discuten, se enfadan, pero tienen una conexión incontestable

31.08.2012 | 02:00
Josefina Lombán, junto a Chusa Juarros, actuando en el teatro Prendes.

La química, en el escenario o en la pantalla, entre dos actores es fundamental para conseguir el éxito en un trabajo. Hay parejas de intérpretes a las que vuelven a reclamar gracias al triunfo en las taquillas porque, simplemente, funcionan. Algunas parejas acaban siendo míticas -como Ingrid Bergman y Humphrey Bogart o Katharine Hepburn y Spencer Tracy- por sus historias de amor que ya quedan para la historia. Otras están aliñadas porque son amores reñidos y funcionan perfectamente para el público. Se me ocurre pensar en Michael Douglas y Kathleen Turner o incluso en Vivien Leigh y Clark Gable. También hay química en los escenarios del costumbrismo asturiano, y en algunas compañías existen parejas que siempre están a la gresca, que discuten, se enfadan, se gritan, pero tienen una conexión incontestable. Quizá porque cada uno aporta tanta fuerza, de forma individual, que cuando se unen provocan una explosión que atrapa al público.


Un ejemplo está en la compañía «El Hórreo», de Barcia (Valdés), donde trabajan, siempre con papeles protagonistas y enfrentados, Joaquín Fernández y Chusa Juarros, actriz que ganó los dos últimos «Aurora» a la mejor interpretación femenina. Los dos actores volvieron a protagonizar la obra «La pila de perres», en el XXII Salón de Teatro Costumbrista Asturiano de Candás. La obra, de José Ramón Oliva, ya fue interpretada hace años por el grupo «Rosario Trabanco», de Gijón y en esta ocasión la compañía luarquesa aportó una versión algo distinta firmada por Josefina Lombán, directora de «El Hórreo». Risas, acción y buena interpretación no sólo de Fernández y Juarros, sino también de la propia Lombán y de Perico Rodríguez, que consigue una papel secundario digno de mención. El resto del reparto está formado por Pedro García, en el papel de Toni y Jacoba López, que interpreta a Rosa.


La trama se desarrolla en un pueblo. Tras una pelea en la iglesia entre Jacinto y Flora, dos vecinos enfrentados a muerte, rompen la pila bautismal y el cura les reclama el dinero para repararla. Como no tienen fondos, los vecinos deciden montar una obra teatral para recaudar lo necesario y abonar la deuda. En principio, el reparto incluye a Víctor Manuel y Ana Belén, pero estará por ver si finalmente aparecen en el estreno.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído