La ingeniería asturiana Isastur ha puesto en marcha su cuarto programa de prácticas, mediante el que incorporará a su plantilla a 17 futuros ingenieros en diversas especialidades. La empresa ofrece a estudiantes o recién titulados en grado o máster en Ingeniería la posibilidad de realizar prácticas en el departamento que mejor encaje con sus intereses y podrán continuar su formación en él una vez terminado el periodo de prácticas. La compañía ha creado bolsa de ayuda para recompensar la dedicación. La oferta está dirigida, entre otros, a estudiantes de grados eléctricos, energía o electrónicos, recursos mineros y energéticos, máster en renovables, industriales, conversión de energía eléctrica y sistemas de potencia, y otros.