La tasación de los terrenos portuarios del Santa Olaya rondará el millón de euros

Los socios deberán ratificar la cifra con el Puerto en la asamblea del día 23 para alquilar la parcela durante quince años y luego ejecutar la compra

Una vista del Santa Olaya, con las instalaciones que el club gestiona en régimen de concesión con la Autoridad Portuaria al fondo. | Juan Plaza

Una vista del Santa Olaya, con las instalaciones que el club gestiona en régimen de concesión con la Autoridad Portuaria al fondo. | Juan Plaza / Pablo PalomoP. P.

Pablo Palomo

Pablo Palomo

La parcela de la Autoridad Portuaria en la que el Santa Olaya tiene la mayor parte de sus instalaciones exteriores rondará el millón de euros. El club de natación ya conoce la tasación del Puerto para estos terrenos, de 13.000 metros cuadrados, que ha venido regentando durante las últimas décadas por una concesión que expira este 15 de octubre. La directiva presidida por José Enrique Plaza, preguntada ayer por este periódico sobre la cifra, no quiso hacer declaraciones al respecto, a la espera de comunicárselo primero a los socios de la entidad. El coste lo harán público en la asamblea del 23 de febrero con el objetivo de que los socios lo aprueben. A partir de ahí, la directiva tendrá luz verde para firmar el contrato con la Autoridad Portuaria por el cual el club seguirá disfrutando de ese espacio durante los próximos 15 años, con opción a hacerlo durante cinco más, en régimen de alquiler. Será a partir del 15 de octubre de 2039 y el 15 de octubre de 2044 cuando el Santa Olaya deberá pagar lo que diga la tasación, descontando lo pagado por el alquiler, para ser el propietario de esa parcela.

Las negociaciones entre la Autoridad Portuaria y el Santa Olaya por esa finca vienen de lejos y se han desarrollado en un buen clima de entendimiento por parte de los dos agentes. Han sido uno de los asuntos que han marcado el mandato de José Enrique Plaza al frente de la entidad de la zona Oeste. El club sociodeportivo presentó recientemente al Puerto su propia tasación, validada por sus socios. Dicha tasación, efectuada por una entidad homologada por el Banco de España, que es uno de los requisitos que pone el Puerto para que la tasación tenga carácter oficial, rondaba ya el millón de euros. Ahora, el precio que ha puesto la Autoridad Portuaria por este espacio rondará esta misma cantidad.

El Santa Olaya tiene en esa parcela buena parte de sus instalaciones exteriores. Se encuentran en ese lugar las zonas de esparcimiento, las pistas de pádel y tenis, una parte del pabellón, la pista de carreras y una pequeña esquina de la piscina de fuera. La vocación del club siempre ha sido la de terminar por adquirir esta finca, a un precio que permitiera poder abordar otro de los grandes proyectos que tiene el club encima de la mesa. El de la mayor ampliación de sus instalaciones de toda su historia en la parcela que el Ayuntamiento le cedió para los próximos 99 años.

La solución que encontraron el Puerto y el Santa Olaya fue la de aplazar la venta. Es decir, que no tuviera que hacerse cuando termina la concesión, el próximo 15 de octubre. Las dos entidades llegaron a un preacuerdo en virtud del cual el Puerto alquilaría esos terrenos al club durante un plazo de 15 años, con opción a ampliar el contrato durante otros cinco, a cambio de un pago anual. La segunda parte del compromiso es que, una vez pasado ese tiempo, el club debe comprar ya de forma definitiva ese espacio por el precio de la tasación de la Autoridad Portuaria, descontando lo que se haya venido pagando de alquiler durante todo ese tiempo. Lo que tendría el club sería una opción de compra preferente.

La directiva del Santa Olaya va a llevar a las asambleas de este mes todos estos datos. Una vez expuestos, serán los socios los que voten si dan luz verde o no la rubricación de ese contrato con la Autoridad Portuaria para alquilar la parcela y posteriormente comprarla. Si los socios votan favorablemente –ya lo hicieron para sacar adelante el precontrato– la firma del acuerdo tendría que estamparse antes del 15 de octubre de este año, que es cuando termina la actual concesión del Puerto. Solventado este asunto, el Santa Olaya resolvería una parte muy importante de su futuro a corto, medio y largo plazo. Y permitiría a la junta directiva pasar a centrarse en el otro gran proyecto que tiene en su horizonte: el de la mayor ampliación de sus instalaciones en sus 70 años de historia.

Dicha ampliación se hará en la parcela municipal cedida por el Ayuntamiento para los próximos 99 años. A cambio, el club tiene que levantar en ese lugar un nuevo edificio y un aparcamiento con un número de plazas aún por determinar. La ampliación del club fue otro de los temas que se encontró la directiva de José Enrique Plaza cuando tomó posesión. El convenio entre el club y el Ayuntamiento para realizar esta operación se firmó en septiembre de 2021. El acuerdo inicial decía que las obras tenían que empezar desde entonces en un plazo de cinco años y estar terminadas en ocho. Si bien, la crisis derivada de la pandemia y el incremento de los costes de la energía y los precios de los materiales llevó a la entidad deportiva negociar con el gobierno local, encabezado entonces por la socialista Ana González, un cambio de estas condiciones.

Lo que se aprobó fue que el club seguiría teniendo cinco años para hacer las obras, pero podría terminarlas en diez. En las asambleas del 23, en concreto en la extraordinaria, el club presentará el resultado del concurso de ideas para llevar a cabo la ampliación. Serán los socios los que tendrán que ratificar al ganador para que la entidad deportiva pueda encargar la redacción del proyecto. Ese día también, ya en la asamblea general, además de hablar de la tasación del Puerto se presentarán las cuentas del club, que cerrarán en positivo. La cita está fijada en tercera convocatoria para las 17.30 en lo que se refiere a la asamblea extraordinaria. La ordinaria arrancará a las 20.15.

[object Object]

Uno de los proyectos más llamativos y pioneros del Santa Olaya tendrá su broche de oro en abril en la playa del Arbeyal. El programa "Swimsafe", un plan por el cual el club ha ido visitando la mayor parte de colegios de la ciudad para instruir a los pequeños sobre los riesgos de los medios acuáticos, terminará después de la Semana Santa con una gran exhibición en la playa del Arbeyal en la que se espera la participación de los bomberos y en la que se invitará también a todos los centros que, a lo largo de los últimos meses, han participado en el plan. El club estima que han sido cerca de mil estudiantes los que han participado. La fecha exacta aún está pendiente de concretarse. El club tiene una ya en la cabeza, pero está expensas de que avance el tiempo para saber con más exactitud la meteorología de la jornada. La idea que se tiene es organizar un gran acto, con un circuito, en el que los estudiantes acompañados de sus profesores y de sus familias podrán poner en práctica todo lo que han aprendido a lo largo del desarrollo del programa. Un programa que no solo ha contado con nociones teóricas en las escuelas, sino que además ha llevado a los estudiantes de segundo de Primaria a acudir a las instalaciones del Santa Olaya para entrar en contacto con el medio acuático. Se espera para la actividad del Arbeyal una grandísima participación.