17 de junio de 2017
17.06.2017

El dueño del lateral izquierdo

El cántabro, uno de los fichajes que mejor ha rendido esta campaña

17.06.2017 | 04:25
Christian Fernández, en el partido ante el Cádiz.

Llegó al Oviedo como defensa polivalente, de él se decía que podía jugar de lateral izquierdo o de central, aunque ha terminado siendo imprescindible de lo primero. Y eso que en principio parecía que el conjunto azul tenía más carencias en el centro de la zaga que en el costado izquierdo de la defensa, donde los azules comenzaron la campaña con tres piezas. Una de ellas, Peña, acabó fichando en el mercado de invierno por el Getafe, y la otra, Varela, al que le costó cuajar en el equipo, se lesionó de gravedad convirtiendo a Christian Fernández en una pieza insustituible.

Un defensa con experiencia y carácter, Christian ha sido uno de los fichajes que ha pasado con mejor nota una temporada que no acabó todo lo bien que se esperaba. Jugador rocoso y con un físico muy potente, uno de los defectos que ha podido tener ha sido su excesivo ímpetu en algunas acciones que le han costado perderse algún partido por sanción.

Jugador implicado, de los que entrenan a máxima intensidad, Christian Fernández también fue uno de los más regulares. Debutó en Liga en la séptima jornada y desde entonces sólo se perdió cinco partidos.

Sin ser su faceta ofensiva la que más destaca en él, marcó dos goles que fueron importantes para el Oviedo esta temporada. El primero supuso el 2-1 ante el Cádiz que le dio la victoria a los azules en un momento complicado para el equipo de Fernando Hierro. El otro, ante el Sevilla Atlético en la penúltima jornada, la última disputada en el Tartiere, fue el único del partido y dio al Oviedo tres puntos que le permitieron llegar con opciones de meterse en el play-off hasta la última jornada de Liga.

Quizá su peor trago esta temporada en el Oviedo llegó con la roja directa que le mostraron en el partido ante el Huesca. Los azules empataron a 1 en un partido que empezaron ganando. La roja al lateral izquierdo llegó tras el tanto azul y antes del empate de los oscenses. Una expulsión muy protestada por la grada del Carlos Tartiere pero que el lateral izquierdo podía haber evitado. Sin ella quizá se hubieran sumado tres puntos cruciales en la lucha por meterse en el play-off de ascenso precisamente ante un rival directo que ha acabado ocupando la sexta plaza, la última que clasifica para la promoción.

Un pequeño resbalón en la trayectoria de uno de los fichajes que mejor rendimiento han dado esta campaña en el Oviedo. El cántabro tiene contrato para la próxima temporada y salvo sorpresa seguirá siendo una pieza importante en la zaga azul.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine