15 de mayo de 2014
15.05.2014

La Universidad asturiana es la cuarta menos productiva de España

La institución académica regional se sitúa 17 puntos por debajo de la media nacional en el índice que mide la labor por docente

15.05.2014 | 02:01

Ránking tras ránking, la Universidad de Oviedo continúa a la cola de la productividad a nivel nacional. La clasificación anual que elaboran la Fundación BBVA y el Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (IVIE) desvela que el sistema académico asturiano ocupa la cuarta peor posición en relación al índice que mide la labor investigadora y docente con respecto al número total de profesores, 17 puntos por debajo de la media y tan sólo por delante de La Rioja, Extremadura y Canarias. A la cabeza de esta lista se sitúan Cataluña, Baleares, Cantabria y la Comunidad Valenciana.

El documento desvela importantes diferencias entre la productividad de las universidades españolas en relación a la labor científica (mucho menores en lo relativo a la docencia) y alerta de fuertes desequilibrios en el sistema nacional. "Las que obtienen mejores resultados se caracterizan por contar con profesorado altamente cualificado y un proceso de obtención de conocimientos satisfactorio por parte de los alumnos, además de una actividad de investigación intensa y reconocida internacionalmente y, por ello, capacidad de recursos; entrando así en un círculo virtuoso", señaló Francisco Pérez, catedrático de la Universidad de Valencia, durante la presentación del informe, que tuvo lugar ayer en Madrid.

La Universidad de Oviedo queda lejos de los primeros puestos en productividad en todos los apartados y de nota media obtiene un 0,9, frente al 1,6 de la Pompeu Fabra, primera clasificada, y el 1,5 de la Politécnica de Cataluña, segunda. Por apartados dentro de esta misma variable, la institución académica asturiana obtiene un 0,8 en docencia, un 1,0 en investigación y un 0,7 en innovación y desarrollo tecnológico.

Mejor parada sale en la tabla de producción total o volumen de resultados (que beneficia a las universidades de mayor tamaño), al obtener un 1,2, en la media nacional, aunque a mucha distancia del primer puesto que ocupa la Complutense de Madrid, con un 4,3. Por apartados, alcanza un 1,1 en docencia; un 1,4 en investigación; y un 0,9 en innovación y desarrollo tecnológico. En esta medición, las instituciones madrileñas, valencianas y catalanas vuelven a situarse en los puestos de cabeza de manera destacada.

Los malos datos de la Universidad de Oviedo en productividad confirman la tendencia de los ránkings elaborados durante los últimos años por diferentes entidades, tanto públicas como privadas. La vicerrectora de Investigación, Paz Suárez Rendueles, ha repetido en numerosas ocasiones que estos resultados están estrechamente vinculados a la elevada proporción de docentes en áreas de Ciencias Sociales y Humanidades, con una labor investigadora difícil de medir debido a que sus artículos se publican en revistas que no siempre tienen en cuenta los autores de las clasificaciones. La dirigente ha señalado, siempre que ha tenido oportunidad, que "nuestros resultados, al margen de tablas, son positivos".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído