Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Feria de Muestras abre mañana al público en una edición que recupera la normalidad

La ministra de Educación, Pilar Alegría, inaugura esta tarde el certamen, que el 9 de agosto visitará también la titular de Justicia, Pilar Llop

Preparativos, ayer, en el pabellón de Oviedo. | Marcos León

Los 700 expositores que participan en la 65ª edición de la Feria Internacional de Muestras de Asturias (FIDMA) están ultimando los preparativos en sus stands para el inicio del certamen, que abre sus puertas al público mañana sábado. Este año será el de la recuperación de la normalidad del que desde hace décadas es uno de los acontecimientos centrales del verano en Asturias, después de que la pandemia obligara a suspender la edición de 2020 y a que se celebrara con importantes restricciones la de 2021.

El acto inaugural tendrá lugar a las seis de esta tarde, con la participación de la ministra de educación, Pilar Alegría. No será la única integrante del gobierno central que acudirá este año a FIDMA. También está confirmada la visita al recinto ferial, el próximo 9 de agosto, de la ministra de justicia, Yolanda Díaz. Además, la Cámara de Comercio de Gijón, organizadora del certamen, está intentando conseguir que también acuda la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de trabajo, Yolanda Díaz.

La Feria se celebrará entre el 6 y el 21 de agosto, en horario de once de la mañana a diez de la noche. Desde una hora antes de la apertura y hasta una hora después del cierre se mantendrá el servicio de autobuses lanzadera, cada diez minutos, desde el campus universitario gijonés. La mayoría de los pabellones (del 1 al 6) permanecerán cerrados al mediodía y también una hora antes del cierre de la Feria.

La edición de este año mantiene algunas de las características que se introdujeron el año pasado debido a la pandemia, como que las entradas que reparten entre sus clientes entidades financieras asturianas podrán usarse cualquiera de los días en los que se celebra el evento.

La recuperación de la normalidad se notará previsiblemente en una mayor afluencia de público, al no haber limitaciones de aforo y sin mascarilla obligatoria; en la vuelta a la celebración del Día de las Personas Mayores, que tendrán acceso gratuito el próximo lunes; en la reducción del ancho de los pasillos en los pabellones y en la reducción de terrazas hosteleras al no establecerse medidas de separación, que permitirán contar con un mayor número de expositores que el año pasado.

Además del Día de los Mayores, también habrá otra jornada con acceso gratuito: el Día del Deporte, el miércoles 17, podrán entrar gratis los socios de cualquier club deportivo. Asimismo, el día 20 disfrutarán de una reducción del precio de la entrada a la mitad las familias numerosas.

Para los visitantes que tengan que pasar por taquilla, la entrada costará de 4 euros, precio reducido a 1,2 euros para menores de 12 años y gratuito para los que no hayan cumplido los 4. Se aplicarán descuentos en la entrada para quienes la compren antes de las dos de la tarde y accedan al recinto antes de las dos y media, de lunes a viernes, salvo festivos.

Entre las principales novedades de este año está el estreno por parte del Ayuntamiento de Oviedo de su propio pabellón y también la reapertura al público del pabellón de la Corporación Masaveu. También tendrán presencia por primera vez en la Feria el Ayuntamiento de Llanera, la Confederación Hidrográfica del Norte y el Colegio de Topógrafos, y vuelve después de años ausente ArcelorMittal.

La zona norte del ferial, que linda con el Pueblo de Asturias, experimentará este año una gran transformación aprovechando el derribo de dos construcciones hosteleras, en cuyo lugar se ubicará una gran Carpa Bereber y una zona de maquinaria agrícola y grúas, además de la presencia de artesanos asturianos a los que se podrá ver elaborando sus productos. Esa zona se complementa con una pista de quads para niños en su parte central.

Otro de los cambios es que el zoco marroquí, en el Pabellón 1, duplicará el tamaño que tenía en la edición de 2019 y se amplía la zona del hogar.

En la Feria se podrán encontrar todo tipo de productos, muchos de ellos con ofertas. Dos de los principales sectores son el del mueble y el del motor. Este último contará por primera vez con todas las marcas de motos.

A lo largo de la Feria está previsto que se celebren más de un centenar de actos institucionales.

Compartir el artículo

stats