Blog 
Terminado, el libro empieza
RSS - Blog de María José Barroso Crespo

El autor

Blog Terminado, el libro empieza - María José Barroso Crespo

María José Barroso Crespo

He vivido siempre entre palabras como periodista, documentalista, escritora ocasional y eterna aspirante a bibliotecaria.

Sobre este blog de Cultura

La frase del escritor Carlos Fuentes da título a este blog porque todo lector reinterpreta el libro que tiene entre manos, lo hace suyo y le da nueva vida.


Archivo

  • 23
    Abril
    2018

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Cultura Lectura educación Día del Libro escritores fomento

    Amantes

    Seguro que han leído o escuchado en alguna ocasión una de las frases más repetidas del genial Federico: “La poesía no quiere adeptos, sino amantes”. Fue en 1928 cuando García Lorca impartió una conferencia titulada “Imaginación, inspiración y evasión” y esa idea sirvió como cierre de su intervención. La conferencia versaba sobre la forma de entender la poesía y la motivación del poeta, cuya luz debe ser “la contradicción”. Su intención no era convencer a nadie ni sumar adeptos, seguidores de una idea o un movimiento, sino dejar claro que el amor debe ser la única motivación para acercarse a la poesía.

    “No he pretendido convencer a nadie. Sería indigno de la poesía si adoptara esta posición. La poesía no quiere adeptos, sino amantes. Pone ramas de zarzamora y erizos de vidrio para que se hieran por su amor las manos que la buscan”.

    Si hacemos extensiva la idea al resto de géneros literarios, tal vez no sería demasiado pedir que, en el Día del Libro, alguien nos recordara que la única manera de perpetuar la fiesta de la lectura el resto del año es fundarla en el verdadero amor a los libros. Cientos de escritores se han enfrentado este fin de semana al reto de sumar amantes. Sonríen, firman, contestan preguntas, se hacen selfis y estrechan manos a un ritmo agotador. Actos, por iniciativa pública o privada, donde promocionan sus obras y ofrecen su mejor cara a los lectores, los amantes ya convencidos. No hay que descartar nunca los flechazos, ni el bulto que hacen los curiosos, pero el tirón de la mayoría de estos actos se basa en que los entusiastas de María Dueñas, Arturo Pérez Reverte o Almudena Grandes puedan contemplarles a placer y pasar unos minutos en compañía de los que ya llenan sus horas de disfrute lector.

    El amor que perdura, el que siempre se recuerda y al que siempre se vuelve, es el primero. El que se descubre jugando en la infancia y se mantiene durante la voluble adolescencia; el que culmina en la madurez con la plena consciencia de ser la elección adecuada. Por eso, hay otras iniciativas que son una carrera de fondo, más lentas, pero sin duda más seguras. Son aquellas que promueven padres, profesores, bibliotecarios, libreros, escritores, y todos aquellos relacionados con el mundo del libro que fomentan el amor a la lectura desde la primera palabra que pronuncia el niño. Un gran ejemplo es el escritor Lorenzo Silva, quien relataba en su blog la satisfacción obtenida tras un maratón de visitas que le ha permitido ponerse en contacto con jóvenes lectores y escritores, charlar con ellos y compartir experiencias. Con el placer de estar en la verdadera batalla por la lectura; con la seguridad de saber que necesitamos más amor para el futuro…

    “Cierro la semana agotado, pero feliz por haber podido estar allí donde de veras se da la batalla por la lectura, por el conocimiento, por la cultura. Que no es en los corredores ministeriales ni en los fastos literarios, sino en ese espacio modesto y prometedor, el más prometedor de todos, que son las aulas donde viven, hoy, ahora, los lectores de mañana”.

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook