Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pablo González

En territorio comanche

Pablo González

La opinión día sobre el Sporting, el Oviedo y La Roja: Fútbol bonito, fútbol mentira

Ibra habla sin pelos en la lengua, el traspaso de Djuka también hará feliz a Olympiacos y Luis Enrique un día se levanta como villano y al siguiente como héroe

Por la izquierda, Molina, Luis Enrique y Luis Rubiales

Por la izquierda, Molina, Luis Enrique y Luis Rubiales EFE

“¿El fútbol? Es bonito, pero una mentira”. Palabra de Ibra, ex del Oviedo que suele hablar sin frenillo en la lengua. El senegalés verbaliza lo que muchos piensan, pero que prefieren obviar para seguir disfrutando del vicio sano del balón, del que además viven muchos y muy bien, por cierto. La economía del ocio genera mucha pasta. Y el fútbol es una de sus locomotoras. Pero para que todo funcione el dinero tiene que moverse rápido y sin parar como la colada (ahora nocturna por eso del sablazo eléctrico) durante el centrifugado de la lavadora. Cuanto más rápido cambia el dinero de manos más parece que hay circulando ahí fuera. Economía básica.

Veremos ahora con la apertura del nuevo periodo de idas y venidas, de intercambio de cromos. El Sporting ya está en ello. Fía casi todo a sacar tajada por Djuka, el “23” de los 22 goles. Las arcas rojiblancas necesitan un chute de por lo menos 8 millones para poder seguir manteniendo una plantilla con un peso salarial importante. Y dado que hay que partir y compartir con Olympiacos una porción de las plusvalías del ariete, que es serbio y montenegrino a la vez, pues hay que pedir todo lo que se pueda.

La economía del ocio genera mucha pasta. Y el fútbol es una de sus locomotoras. Pero para que todo funcione el dinero tiene que moverse rápido y sin parar como la colada durante el centrifugado de la lavadora

decoration

Mientras, en el otro fútbol, el de las estrellas, España prosigue su viaje por la Eurocopa de las mil y una sedes dando de qué hablar. Un día Luis Enrique se levanta como villano y al siguiente se despierta como héroe. O no. En la Eurocopa en la que está más barato que nunca pasar a la segunda fase lo único que no cotiza es que España se quede por el camino. Ya saben, fútbol bonito, fútbol mentira.

Compartir el artículo

stats