Prestaciones por desempleo: guía completa para acceder a las ayudas económicas

Cómo solicitar la prestación por desempleo, cuál es su duración, cómo sellar el paro y más cuestiones explicadas fácilmente

Prestaciones por desempleo: Guía completa para acceder a ayudas económicas

Prestaciones por desempleo: Guía completa para acceder a ayudas económicas / Jesús Hellín - Europa Press - Archivo

Daniel Coro Quirós

Cuando se finaliza una actividad laboral y no existe la posibilidad de realizar una nueva y firmar un nuevo contrato, es importante comenzar a plantearse la elegibilidad para los subsidios por desempleo que otorga el Gobierno con el fin de cubrir las necesidades económicas de la mayor parte de ciudadanos posible.

Esta elegibilidad dependerá del tiempo cotizado previo al desempleo. En concreto, el Servicio Público de Empleo Estatal, SEPE, tiene en cuenta los seis años anteriores al paro, siendo un año el periodo mínimo de tiempo cotizado para poder optar a las ayudas.

Duración del paro

Por un año cotizado, según se establece, corresponden cuatro meses de cobro del paro, mientras que seis años cotizados se corresponden con casi dos años, siendo esto lo máximo a lo que se puede optar en caso de haber estado cotizando todo el tiempo durante los años previos a la desocupación.

En cualquier caso, el cálculo de la duración de la remuneración, así como la cuantía a recibir se pueden computar a través del programa de autocálculo disponible en el portal web del SEPE. Sin embargo, la institución pública no se hace responsable de unos resultados incorrectos, pues el cálculo del importe es más complejo al estar relacionado con la base reguladora, resultado del nivel de renta promedio que se tenía mientras se estaba realizando la actividad laboral.

Cómo solicitar y sellar el paro

Una vez nos hayamos decidido a solicitar la ayuda, es importante registrarse como demandante de empleo en las oficinas de empleo locales. Una vez hecho esto, tendrá un usuario y contraseña para acceder al portal del SEPE. Desde aquí, podrá seleccionar "Procedimientos y Servicios", seleccionando "Personas". Una vez dentro, deberá escoger "Solicite su prestación o subsidio por desempleo".

En esta página aparecen una serie de instrucciones. Debe bajar la página hasta ver un botón azul que diga "Acceso Solicitudes", donde podrá ver todas las ayudas a las que puede acceder usando su usuario y contraseña.

En caso de no disponer de estas credenciales, puede realizar una Presolicitud de prestación individual y otros trámites. Además, también puede realizar la solicitud presencialmente.

Por otro lado, una vez se le conceda la subvención le harán saber los plazos para renovar la demanda de empleo, que se realiza cada tres meses, pudiendo hacerlo también online introduciendo sus credenciales y seleccionando "Renovar la demanda de empleo".

Motivos por los que puedo perder el paro

El motivo principal de pérdida de la subvención por desempleo suele ser olvidarse de sellar el paro . Si se olvida por primera vez, el cobro se vería interrumpido provisionalmente durante un mes, pudiendo reanudarse después.

En caso de repetirse esta infracción, el tiempo de suspensión del cobro sería crecientemente mayor, llegando a la suspensión definitiva si se repite múltiples veces.

Además, si inicia una actividad laboral mientras está recibiendo el subsidio, este se suspenderá o se extinguirá en función de la duración del empleo. Si dura menos de un año, el cobro se parará hasta que lo finalice, reanudándose como se había dejado.

Por otro lado, si la relación laboral dura un año o más, se extinguirá el paro, pudiendo optar en el futuro a una nueva ayuda que tenga en cuenta esta nueva actividad.

Ayudas posteriores a las que puede optar

Una vez agotado el periodo de ayuda, pueden optar al Subsidio Extraordinario por Desempleo quienes habiendo perdido la paga del paro, han permanecido en estatus de demandantes de empleo durante más de un mes sin haber rechazado ninguna oferta de empleo que les haya sido propuesta. Además, en caso de estar percibiendo algún tipo de ingreso, debe ser inferior al 75% del Salario Mínimo Interprofesional y tampoco se puede estar en edad de jubilación, estando esta ayuda principalmente enfocada para los mayores de 52 años o a los mayores de 45 con cargas familiares.

También podrá solicitar la Renta Activa de Inserción (RAI) que contempla circunstancias incapacitantes para realizar la actividad laboral.

Se trata de una serie de procesos burocráticos considerablemente compleja pese a que las nuevas tecnologías han facilitado que ya no sea necesario acudir en persona a las oficinas de empleo. Sin embargo, es importante conocer cuáles son los sitios web que hay que visitar y cómo se procede a realizar los trámites.