Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La patronal hostelera, satisfecha con las ayudas al ocio nocturno en Asturias: "Cubren nuestras expectativas"

Los locales con menos de cinco empleados recibirán 10.000 euros y el resto, 25.000

Un local de ocio nocturno. EP

La consejera de Turismo, Berta Piñán, anunció ayer cómo serán las ayudas al ocio nocturno tras el cierre obligado de Navidad dictado por el Principado para frenar la expansión del covid con la variante ómicron. La idea es que las aportaciones, que alcanzarán los 25.000 euros dependiendo del negocio, podrán solicitarse cuanto antes para que los damnificados por las medidas anticovid puedan recibir el dinero en febrero. “Queremos que lleguen lo antes posible a un sector muy necesitado”, afirmó.

Esta línea de ayudas tendrá dos tramos. El primero, para negocios de entre uno y cinco empleados, alcanzará los 10.000 euros. El segundo, pensado para empresas con más de cinco trabajadores, constará de 25.000 euros para cada negocio que cumpla los requisitos. Por ahora, el Principado no ha hecho público cuáles serán las condiciones para acogerse a estas ayudas. Tampoco los plazos exactos. Hay que tener en cuenta que en la anterior convocatoria de ayudas destinadas al ocio nocturno el Principado llegó a 300 empresas.

El Gobierno de Barbón clausuró discotecas y bares de copas en plenas fiestas navideñas, el pasado 28 de diciembre, ante el incremento de contagios. El cierre está vigente hasta el 27 de enero. El Principado todavía no ha desvelado si prorrogará estas restricciones. “Lo valoraremos en los próximos días”, afirmó el sábado el consejero de Salud, Pablo Fernández Muñiz, en una comparecencia pública en la que también aseguró su deseo de que no sea así: “Ojalá no tengamos que hacerlo”.

La patronal de la hostelería, Otea, se mostró ayer satisfecha con el anuncio de las ayudas, pero recalcó que “hubiéramos preferido que el ocio nocturno siguiese abierto en Navidades”. Su presidente, José Luis Álvarez Almeida, cree que “estas ayudas entran dentro de la línea de lo que habíamos pedido” al Principado. “Aunque preferimos siempre estar abiertos a que nos cierren, el plan de ayudas cubre las expectativas marcadas teniendo en cuenta que el cierre del ocio nocturno es de un mes, aunque haya coincidido con las fiestas”, agrega antes de recalcar que “en esta negociación ha sido clave la FADE (patronal empresarial asturiana) porque estamos en la misma sintonía”. Y añade algo más en su análisis del logro obtenido: “Se consigue gracias a la unión del sector y el trabajo de los técnicos de Otea, desde el asociacionismo fuimos ágiles en pedir las ayudas y en presionar al Principado”.

Almeida no se olvida de que “también habíamos pedido ayuda para el resto de bares afectados por limitaciones, pero el Gobierno nos dijo que en esta convocatoria no iba a poder ser y se estudiaría a lo largo de 2022: a ver si lo pueden cumplir”, advierte.

Compartir el artículo

stats